EMT València negociará con los sindicatos un ERTE por la bajada de viajeros

358

Este jueves se ha reunido la Comisión de Seguimiento de la COVID-19, con la presencia del alcalde Joan Ribó, la vicealcaldesa Sandra Gómez y el vicealcalde Sergi Campillo, así como el concejal de Hacienda Ramon Vilar, el delegado de Movilidad Sostenible Giuseppe Grezzi y la delegada de Transparencia y Gobierno Abierto, Elisa Valía, los dos últimos presidente y vicepresidenta respectivamente de la Empresa Municipal de Transportes (EMT). Fruto de la reunión, y una vez analizadas los datos del servicio público prestado estos días y su repercusión económica, la Comisión de Seguimiento ha aprobado iniciar las negociaciones con los sindicatos de la EMT para acordar un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) en la empresa municipal.

El Gobierno municipal ha pedido a la Empresa Municipal de Transportes (EMT) de València a iniciar formalmente negociaciones con todos los sindicatos con representación en la empresa para acordar un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) que permita hacer frente a la caída de viajeros de más del 90% a causa de las limitaciones de movimiento durante el estado de alarma.


Después de la predisposición de los representantes sindicales a estudiar y negociar un ERTE, la Comisión de Seguimiento de la COVID-19 ha apelado a la responsabilidad de todas las partes para encontrar una solución conjunta que permita reducir el impacto económico de la crisis sanitaria y garantizar el futuro de la empresa, la seguridad y la salud de toda la plantilla.

Desde el pasado 23 de marzo, la dirección y el Comité de Empresa de EMT han mantenido constantes reuniones para analizar la situación actual y trabajar conjuntamente en diferentes medidas que permitieran hacer frente a la crisis sin perjudicar las condiciones de la plantilla ni los puestos de trabajo.

Con el estado de alarma decretado por el gobierno central, la EMT se ha visto obligada a reducir su servicio en un 45% -respecto a un día laborable- y adaptar su oferta a la de un domingo o día festivo. Teniendo en cuenta la reducción del servicio y la caída de la demanda, en abril el impacto de la crisis sanitaria y las medidas de confinamiento será de unos tres millones de euros, según las proyecciones realizadas por la empresa municipal.

En otras ciudades españolas como Sevilla, Málaga o Valladolid ya se han anunciado medidas similares en las propias empresas municipales de transporte.

 

Medidas de protección

Desde el inicio de esta crisis sanitaria, la comunicación entre la dirección de la empresa y los delegados sindicales de prevención ha sido constante, lo cual ha permitido poner en marcha diferentes medidas para continuar ofreciendo un servicio esencial asegurando la protección de la salud y seguridad de sus trabajadores y trabajadoras y de todo el pasaje.

Entre estas acciones se encuentra la instalación de mamparas de plástico para aislar el habitáculo del conductor respecto del resto del vehículo o la prohibición del acceso de los pasajeros por la puerta delantera para evitar el contacto personal. También se ha limitado el número de plazas en los autobuses para evitar problemas de capacidad o afluencia, siguiendo las indicaciones del Real Decreto del Gobierno español.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.