El Gobierno de Paterna acaba en los juzgados por la organización de un concierto y el PP cree que “sólo es la punta del iceberg”

0
2829

La adjudicación de la organización de un concierto para celebrar Halloween el pasado 31 de octubre ha acabado con cuatro concejales socialistas de Paterna, incluido el alcalde, Juan Antonio Sagredo, citados en calidad de investigados por el juzgado después de que el PP presentara en noviembre una demanda alertando de una supuesta irregularidad en esa adjudicación que, según los populares, se aprobó con reparos de Secretaría e incumpliría la Ley de Contratos del Sector Público.

La portavoz y presidenta del PP, María Villajos, ha comparecido hoy ante los medios de comunicación para anunciar la personación de su partido en la causa porque, ha dicho, desde el mes de noviembre que presentaron la denuncia, han seguido investigando y han descubierto que el Ayuntamiento de Paterna habría adjudicado en contratos menores a la misma empresa trabajos por valor de unos 100.000 euros.

Según Villajos, esta empresa, que no ha querido nombrar pero que, según ha podido saber este diario está radicada en el municipio, está estrechamente vinculada con algunos concejales socialistas del Ayuntamiento de Paterna (a los que tampoco ha querido citar) y podría haber trabajado también con otras administraciones como el Ayuntamiento de València o la Conselleria de Educación.

Por todo ello, la portavoz del PP ha considerado que la adjudicación, por 17.900 euros (solo cien euros por debajo del máximo para considerarse como contrato menor y poder adjudicarse sin concurso público) de la fiesta de Halloween de 2017 podría ser “tan sólo la punta del iceberg de un entramado” en el que estarían implicadas varias empresas relacionadas y diversas instituciones públicas.

Contrato adjudicado un día antes del concierto

Entre las irregularidades que los populares presentaron a la Fiscalía sobre el concierto de Halloween se han referido a que tanto la Secretaría como el departamento de Contratación pusieron reparos al expediente de contratación que se inició el día 8 de septiembre.

Pese a iniciarse con dos meses de antelación, según Villajos, no fue hasta el 25 de octubre cuando se remitieron correos a diversas empresas pidiendo presupuesto y se daba de plazo hasta la medianoche del mismo día. Al día siguiente, 26 de octubre, se repite el mismo correo y se recibe, una hora después, un presupuesto con todos los detalles de la empresa que finalmente resultó adjudicataria.

Entonces sólo faltaban cinco días para la celebración del evento pero es que, según la portavoz popular, la confirmación del Departamento de Contratación de que había resultado adjudicataria no se envió a la empresa hasta el mismo 31 de octubre a las 15 horas, solo cinco horas antes de la fiesta. La Junta de Gobierno había aprobado el acuerdo para la contratación en un punto fuera del orden del día el 30 de octubre.

Además de estas irregularidades en la adjudicación de la organización de la fiesta, desde el PP también han hecho hincapié en un supuesto fraccionamiento para poder adjudicarlo como contrato menor (inferior a 18.000 euros).

Respecto a que sólo hayan sido citados a declarar los concejales socialistas y no los de Compromís que también votaron a favor en la Junta de Gobierno, Villajos ha señalado que, en su opinión, podría deberse a que la jueza ya ha visto indicios de que se trata de un entramado que va más allá de Paterna y que afecta al Partido Socialista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.