El PP pedirá al pleno del Ayuntamiento de Valencia que se pronuncie a favor de la libertad de enseñanza

297

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de València, María José Catalá, presentará una moción donde reclamará a los grupos municipales que respalden la libertad educativa para que los padres puedan elegir el centro educativo para sus hijos, sea público o concertado. Y rechaza el ataque a esta libertad de enseñanza por parte de la Ministra en funciones, Isabel Celaá, que pone en cuestión la enseñanza concertada que en Valencia ciudad tiene 65.425 alumnos.

El acuerdo que quiere el PP que se vote en el pleno recoge que “el Ayuntamiento de Valencia inste al Gobierno de España a que garantice la libertad de enseñanza y la libertad de elección de centro educativo de las familias de Valencia, atendiendo al artículo 27 de la Constitución Española. Así como que la ministra de Educación en funciones, Isabel Celaá, retire sus desafortunadas declaraciones contra la libertad de enseñanza”.

Al mismo tiempo se pide “instar al Consell a que la oferta de plazas de la Educación (pública y concertada) se complemente y atienda a la demanda social de la ciudad de Valencia”.

El objetivo de la moción es “garantizar la libertad de enseñanza y la libertad de elección de centro educativo de las familias de Valencia, atendiendo al artículo 27 de la Constitución Española”.

Recuerda en la moción que se presentará que “el pasado 14 de noviembre, la Ministra de Educación en funciones, Isabel Celaá, realizó las siguientes declaraciones: de ninguna manera se puede decir que el derecho de los padres a elegir una enseñanza religiosa o elegir centro educativo podrían ser parte de la libertad de enseñanza» que emana del artículo 27 de la Constitución. Estas declaraciones ponen de manifiesto la intención del gobierno en funciones de terminar con la escuela concertada y coartar la libertad de las familias a elegir centro educativo para sus hijos”.

Esta intención contradice y vulnera lo expuesto en el artículo 27 de la Constitución, que reconoce textualmente que “todos tienen el derecho a la educación. Se reconoce la libertad de enseñanza”.

Nuestra Carta Magna garantiza la libertad de enseñanza, así como el derecho que asiste a las familias para que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones.

La Constitución, también indica que, en el marco de esa oferta plural, la Administración Pública debe asumir su obligación de ayudar a la igualdad de oportunidades y facilitar que cualquier familia pueda acceder al centro que considere mejor para sus hijos. Y señala que debe contar con la participación de las familias y estudiantes en la planificación de la oferta del sistema educativo.

La portavoz del PP apunta que en Valencia ciudad, “actualmente, la educación concertada afecta a 65.425 alumnos y a 74 centros docentes en Valencia, por lo que es una cuestión que afecta a un espectro muy importante de nuestra ciudad. Este curso, los colegios concertados de la ciudad de Valencia han conseguido llenar sus aulas de 1º de Infantil en el 81% de los casos. Estas cifras dejan entrever un año más la alta demanda de la escuela concertada entre las familias de Valencia”.

“Entendemos que la educación concertada no es subsidiaria de la educación pública, sino que descansa sobre un concepto educativo PLURAL, donde la educación pública, privada y concertada conviven en armonía para enriquecer y mejorar nuestro sistema educativo”, explicó María José Catalá.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.