Las quejas de vecinos y alcaldes afectados obligan a la Generalitat a suspender el proyecto de la CV-500

315

El proyecto de la Generalitat para eliminar la autovía de El Saler (CV-500) quedará en suspenso ante la falta de consenso por parte de los vecinos y alcaldes de la zona afectada, según ha anunciado este miércoles el conseller de Política Territorial, Arcadi España.

Tras reunirse con el alcalde de València, Joan Ribó, para tratar sobre asuntos de movilidad, el conseller ha insistido, como en otras ocasiones, en que “no se hará nada” sin el consenso de los ayuntamientos de las zonas afectadas y los vecinos, por lo que cuando acabe el periodo de información pública, que se amplió, se dejará el proyecto en suspenso.

España ha explicado que será entonces cuando se volverá a “relanzar el diálogo” con los vecinos y alcaldes de municipios afectados para “ir hacia una nueva configuración” de la CV-500, ha manifestado.

Ribó ya dijo que el proyecto de la Generalitat no tenía el consenso de este consistorio, como tampoco de vecinos de El Perelló, Mareny de Barraquetes, El Palmar, Perellonet y la Dehesa por considerar que supondría “la muerte” de los comercios y el despoblamiento de estos pueblos del sur.

También los alcaldes de Sueca, Dimas Vázquez, y los alcaldes de las pedanías de El Perelló, Juan Botella, y de Mareny de Barraquetes, Jordi Sanjaime, se mostraron contrarios a la pacificación de la CV-500 al considerar que afectaría de forma muy negativa a las poblaciones, especialmente a las entidades locales menores.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.