La primera fase de las obas de reurbanización del Mercado Central, a punto de terminar

140

El concejal de Hacienda en el Ayuntamiento de València, el socialista Borja Sanjuán, se ha hecho eco este viernes del acuerdo de gobierno de dos modificaciones “menores” relacionadas con el proyecto de urbanización del entorno de la plaza Ciudad de Brujas, Lonja de la Seda, Mercado Central e Iglesia de los Santos Juanes. “Este cambio, que no afecta a los plazos de ejecución de la obra, y no demorará el término de las obras de la primera fase que concluirán en unos días, conforme el compromiso adquirido con los vendedores y vendedoras de este recinto, contempla el refuerzo del forjado de unas dependencias subterráneas en desuso localizadas en la calle Palafox, junto al Mercado Central, para poder instalar el nuevo pavimento de la plaza”.

“Los nuevos trabajos no requieren de un nuevo contrato, ya que se encuentra en el ámbito de las obras que ya se están ejecutando, y su cuantía de 36.579,11 euros tan sólo aumenta en un 0,62% el precio del contrato”, ha añadido el edil que ha asegurado que “con esta actuación se avanza en la mejora de los accesos al Mercado Central que supone el proyecto de reurbanización y permitirá abrir en mejores condiciones la entrada que da a la calle Palafox”.

La instalación del nuevo pavimento sobre estas dependencias subterráneas, por tanto, se realizará una vez se ejecute el refuerzo del forjado, que será notificado a la Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática y que se acometerá una vez se disponga del visto bueno de la Conselleria de Educación, Cultura y Deporte. La autorización de Cultura es preceptiva, ya que se trata de una intervención en una dependencia que se ubica en un edificio protegido considerado Bien de Interés Cultural (BIC).

El equipo de gobierno también ha modificado otra mejora de este contrato porque durante la obra se ha visto la posibilidad de quitar unos cuadros eléctricos que estaban en la calle, adosados a la fachada del mercado, y reubicarlos dentro del nuevo puesto de flores. “Así se quitan elementos impropios de la fachada del BIC y se disimulan dentro del puesto de flores, con un armario en la parte trasera”, ha concluido Borja Sanjuán.

“Hemos incluido otra mejora importante y es que vamos a redefinir el puesto de flores que hay en el entorno de la entrada de la Lonja, que queremos que vaya acompasado con la nueva regeneración urbana, con el nuevo mobiliario urbano. Por eso, también hemos incorporado esta cuestión como una mejora del proyecto”, señaló ayer la vicealcaldesa, Sandra Gómez, cuando presentaba las modificaciones del proyecto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.