Godella prepara una intensa campaña informativa sobre la construcción de 1.450 nuevas viviendas para evitar más expropiaciones

1554

El Gobierno municipal de Godella tomó la decisión de modificar el Plan General para redistribuir las dotaciones públicas que por ley el Ayuntamiento tendría que adquirir y poder hacerlo compensando a los propietarios con la gestión urbanística para evitar verse obligado a pagar expropiaciones millonarias como la de la Devesa que ha hipotecado las cuentas municipales durante los próximos 50 años.

Con esta modificación, que afecta a nueve ámbitos del municipio, no se incrementan los metros de suelo urbanizables previstos en la redacción original del Plan General en 1990 pero sí se incrementan la edificabilidad en algunas zonas permitiendo, según el Ayuntamiento, sustituyendo una ocupación extensiva del territorio por otra más sostenible, lo que ha dado como resultado incrementar el número total de viviendas pasando de las 1.012 previstas en 1990 a las 1.448 que se prevén en esta modificación.

El Gobierno municipal explica también que eso permitirá construir viviendas más asequibles (más pisos en lugar de los unifamiliares iniciales) para los vecinos de Godella e incrementar el número de las viviendas de promoción pública y las destinadas a alquiler social.

Todo eso es lo que pretende dar a conocer a todos los vecinos de una manera exhaustiva con una campaña informativa que la alcaldesa y responsable de Urbanismo, Eva Sanchís, presentó ayer martes 11 de septiembre en la reunión del Consejo de Urbanismo y Medio Ambiente.

Se trata, tal y como ella misma afirma, de una modificación “necesaria para adquirir con gestión urbanística las dotaciones que están pendientes de adquirir y evitar así nuevas expropiaciones”. Esta modificación, que ha pasado por el CUMA en varias ocasiones y que ahora mismo se está redactando, se prevé que se pueda llevar para su aprobación a la sesión plenaria de noviembre.

Además del monográfico que salió publicado en el último BIM, el grupo de gobierno quiere preparar un acto abierto a toda la ciudadanía para explicar el proyecto y resolver dudas con los arquitectos encargados de redactarlo. También se ha encargado la elaboración de un vídeo divulgativo, que previsiblemente se proyectará en la próxima reunión del CUMA. Además, se repartirán trípticos informativos y posiblemente también se colgará la información en paneles expositores colocados en distintos puntos del pueblo.

Por otro lado, el regidor de Medio Ambiente, Fernando Oliveros, explicó a los miembros del CUMA el proyecto de redacción de un catálogo de árboles de interés municipal que «permitirá proteger aquellas especies que tengan un valor singular». Una vez se publique,  habrá un periodo para hacer alegaciones.

En esta reunión también se habló sobre la modificación puntual del PGOU relativa al nuevo supuesto de formulación de estudios de detalle en suelo urbano, que se estima que vaya a debate al próximo pleno de septiembre. Las personas que presentaron alegaciones tuvieron ayer la opción de explicarlas ante el consejo.

Respecto al expediente de resolución del programa de actuación integrada de los sectores 31 y 32, Sanchis recordó que se declaró la caducidad del PAI y tanto la anterior constructora -Canyada de Trilles- como el banco y los propietarios, presentaron recursos, que se tienen que resolver.

También se habló de las actuaciones pendientes al parque de la Devesa. Oliveros informó que se prevé que la redacción del proyecto para habilitar el acceso al parque esté finalizado hacia finales de septiembre.

Por último, se dio cuenta de la renuncia como miembros del CUMA de Rosa Pardo y Daniel Gómez.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.