El PP propone en València una Comisión Especial de Reconstrucción

304

El Grupo Municipal Popular ha reclamado esta mañana lal Gobierno de Ribó y PSOE que tenga ya elaborado un plan de cómo será la reactivación económica de la ciudad y sobre todo como será la desescalada de la hostelería y el comercio. Que medidas deben ya comenzar a tomar para estar preparados para cuando finalice el Estado de Alarma. Y para ello, Catalá pide que se cree una Comisión Especial de Reconstrucción donde tengan voz todos los colectivos y sectores afectados por la crisis sanitaria para buscar la mejor salida entre todos.

“Ribó no debe seguir improvisando más tiempo”, y por ello el Grupo Municipal Popular llevará al próximo pleno “una moción donde primero se pide crear la comisión especial y se plantean más de 30 medidas para la reconstrucción de la ciudad y de activación de la economía en la ciudad. También se pide que se active un protocolo para la desescalada en sectores como la hostelería o el comercio, así como todo el sector turístico y el uso de nuestras playas”.

Para la portavoz del PP la Comisión Municipal Especial de Reconstrucción “debe ser propositiva donde trabajar todos los representantes municipales las medidas y donde se de voz a todos los sectores afectados de la ciudad.  Es momento de ir todos juntos y unidos para poner en marcha el mejor plan que necesita nuestra ciudad”. La creación de esta comisión está recogida en el artículo 104 del Reglamento Orgánico del Pleno municipal.

La portavoz Popular ha afirmado que “debemos tener todo nuestro tejido económico preparado, especialmente hostelería y comercios, y por ello se podía habilitar una línea de ayudas, donde también se implique la Generalitat Valenciana para que adapten sus negocios para las nuevas medidas provocadas por la crisis sanitaria, como mamparas, detectores de temperatura corporal, APPs o nuevos probadores en comercios, o cualquier otra actuación de protección. Al mismo tiempo, preparar nuestras playas como las medidas para tener listo como será la vuelta a las mismas”.

Si realizamos un balance de las actuaciones del gobierno de Ribó y PSPV, 40 días  después de declararse el estado de Alarma en España, señalan que” sigue siendo muy pobres y sin medidas eficientes de ayudas al tejido económico de la ciudad y sin dar respuesta a las familias que más lo necesitan.

“En estos 40 días de Estado de Alarma han sido incapaces de articular un plan para reactivar la economía de la ciudad y mantener los empleos, por ello nosotros, tras hablar previamente con todos los sectores afectados, hemos presentado un plan realista y ambicioso. El mismo tiene como objetivos  frenar la destrucción de empleo y  salvar a muchos autónomos, pymes, comerciantes y hosteleros”, ha explicado María José Catalá, que ha mantenido un rueda de prensa telemática para presentarlo.

Los populares afirman que de todas las medidas puestas en marcha, apenas una treintena, “en inversión y actuación real para la activación económica solo ha destinado 2 millones de euros, lo que significa un 0,22% del presupuesto municipal de 1.000 millones. La partida que ya existía de ayudas a autónomos y pymes, pero con esta dotación económica se dejará al 90% de los solicitantes sin recibir un solo euro. En estos momentos, son más de 14.000 la solicitudes y con la partida actual apenas se llegará a 800”.

Por ello, la primera gran medida para reactivar la economía debe ser paralizar los impuestos y tasas de 2020, realizar bonificaciones del IBI y tasa de vehículos a todo el tejido económico afectado por la crisis que se han visto obligados a cerrar y aumentar la partida de ayudas a autónomos y pymes para que llegue a todos los solicitantes que cumplan requisitos, estas ayudas son de entre 3.000 y 5.000 euros. Además adelantar al máximo los plazos de resolución de las mismas, ya se han presentado más de 14.000 solicitudes. Si se van a dar a todos, ya pueden ir estudiando los técnicos municipales cada una de ellas y no esperar a que finalice a principios de mayo el plazo.

 

“Es hora de activar un gran plan de empleo”

Ante esta situación de falta de diligencia del gobierno de Ribó y PSPV, desde el PP “hemos completado nuestro plan de actuaciones que ya presentamos al pleno y que muy pocas de ellas fueron aceptadas por el Gobierno. Entre las iniciativas que planteamos nuevas está activar ya un gran plan de empleo para frenar la destrucción de trabajo y poder reactivar la economía cuando se levante el confinamiento, que debe ir desde incentivos a las empresas que mantengan los empleos o los generen y que el propio Ayuntamiento genere empleo a través de talleres de empleo o con actuaciones en barrios”. Estos planes de activación de empleo deben ir dirigidos especialmente a los jóvenes que se habían incorporado ya al mundo laboral y ahora han perdido su empleo, y también para mayores de 55 años.

El PP también propone ayudas a los niños en riesgo de pobreza. Destinar del remanente de tesorería para dotar de una ayuda de 100 euros por hijo a las familias en grave riesgo de exclusión social. En la ciudad de Valencia hay 17.773 niños en familias en riesgo de pobreza severa, según los datos de personas que reciben las Prestaciones Familiares de la Seguridad Social. Y en este mismo sentido, apostar por la gratuidad de la educación de 0-3 años para el próximo curso.

También como han hecho otras ciudades, como Madrid, reclamar al Gobierno que  active mecanismo para que el Ayuntamiento de Valencia pueda dar avales para prestamos para autónomos y pymes. O el realizar un plan e comprar municipales donde se realicen en comercios, pymes y autónomos de la ciudad.

Entre otras medidas se plantea la un plan especifico para el sector turístico. Objetivo reducciones de impuestos y tasas como por ejemplo residuos que ahora no generan. Medidas todas vinculadas al mantenimiento del empleo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.