El Centre de Carme despide el ciclo ‘Totalidad e infinito’ con una análisis del artista ante la sociedad

0
230

El Centre del Carmen Cultura Contemporània despide su ciclo ‘Totalidad e infinito’ analizando la posición del artista en la sociedad actual. El director del Centre del Carme, José Luis Pérez Pont, presentó la exposición acompañado por la comisaria del proyecto, Diana Guijarro, así como por los artistas participantes Daniel Jacoby, Fran Meana, Nicolás Lamas, Žilvinas Landzbergas y Gabriel Lecup.  Las obras podrán verse hasta el 8 de septiembre.

Una obra de Žilvinas Landzbergas.
Una obra de Žilvinas Landzbergas.

Pérez Pont recordó que “este ciclo planteaba el arte como una idea de transferencia. Desde los propios textos poéticos que componen la hoja de sala y que inspiran el trabajo de estos creadores ‘Totalidad e infinito’ nos da una idea de cómo la historia se construye sobre la huella o los conocimientos que otros nos van dejando. Del mismo modo, a lo largo de este ciclo expositivo hemos comprobado cómo el desarrollo del arte contemporáneo se va configurando a partir de la contaminación de lenguajes y de expresiones artísticas y de la interacción de los propios artistas entre ellos y con el público”.

El director del Centre del Carme añadió que “las intervenciones de ‘Something happened’ se han ido configurando específicamente en este espacio a lo largo de estos últimos días, favoreciendo el intercambio entre los artistas, haciendo evolucionar las obras de cada uno de ellos y aprendiendo los unos de los otros”.

‘Something happened’, la tercera y última exposición que compone este ciclo curatorial, se plantea como un espacio en el que reflexionar sobre la posición del artista frente al mundo, sobre aquello que creemos saber de la producción artística, sobre su sentido y significado, sus límites y contextos.

Diana Guijarro explicó que “la posición de la creación contemporánea y de los artistas adscritos a una época determinada nos conduce a pensar de un modo más crítico sobre aquellos condicionantes sociales, políticos, biológicos y económicos que terminan aportando unas características propias y que derivan inevitablemente en un tipo de relaciones concretas, tanto en el ámbito artístico como en el mundo que nos rodea”.

Como es habitual en las exposiciones de este ciclo, el recorrido expositivo transgrede la estructura tradicional de exposición ofreciendo una nueva forma de aproximación del espectador a la obra contemporánea; en este caso, a través del juego con la luz.

La relación del artista con el espacio ha sido uno de los hilos conductores de este ciclo. Si en la primera exposición se jugaba con las estructuras de plástico y en la segunda, con la ocupación del espacio de forma progresiva, en esta tercera es la luz la que pone el toque de misterio a la muestra; una estructura de luz que va evolucionando a medida que avanza el espectador, dirigiendo su mirada hacia arriba, descubriendo una perspectiva diferente de la obra de arte.

De las tres exposiciones que han compuesto este ciclo: ‘Cuestión de fe, cuestión de trozo’; ‘Fragmentos que representan al mundo’ y ‘Something happened’, esta última es la más reflexiva.

‘Something happened’ reflexiona sobre la intensidad del mensaje artístico y, ante su dificultad de llegar al público, se proyecta una idea: “saber es sentir”, el arte como un espacio de ‘sintiencia’, donde no se exige al espectador una preparación artística para llegar hasta él sino que actúa como testigo de un hecho cultural que le proporciona sensaciones y sentimientos en función de su propia experiencia.

Desde ahí subyacen en la muestra varias ideas o preocupaciones existencialistas que son de los propios artistas como sujetos que se exponen y se abren al mundo con su trabajo, pero que son inherentes a cualquier ser humano como la percepción que tienen los demás de uno mismo. Esta es la idea que plantean Daniel Jacoby y Gabriel Lecup en sus videocreaciones.

Las piezas de Fran Meana y de Nicolás Lamas son más orgánicas: las esculturas de Fran Meana se extienden a lo largo de las esquinas de la sala y crecen de un modo similar al de las poblaciones de hongos, alterando su apariencia y modificando su estado en función de las reacciones que se generen en este lugar: humedad, temperatura etc.

En la obra de Nicolás Lamas hay un mensaje ecologista a partir de basura tecnológica y los panales de abejas sobre la desaparición de estas últimas a consecuencia de la humanidad. Para ello ha contado con la colaboración de la asociación ApiADS y de la Universitat Politècnica de València.

Finalmente, Žilvinas Landzbergas ofrece una instalación lumínica. “Las instalaciones de Landzbergas consisten principalmente en materiales y objetos encontrados, un microcosmos caracterizado por la asociación semántica y la simplicidad de materiales”, explica Diana Guijarro, quien ha destacado la trayectoria del artista lituano que representó a su país hace dos años en la Bienal de Venecia.

Para la comisaria del ciclo, la investigación de ‘Totalidad e infinito’ es un trabajo inacabado. ‘Something happened’ es un último momento en el que transferir los saberes, aprender a dejarlos ir y advertir, con ello, que este espacio expositivo supone una herramienta más que se encuentra adscrita a la dinámica natural contemporánea.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.