El Ayuntamiento fomenta los huertos urbanos en València distribuyendo material y maquinaria

782

El Ayuntamiento ha distribuido máquinas compostadoras a la entidad que gestiona el «Hort de la Botja», en Velluters. Esta acción, «se enmarca en la estrategia municipal de fomentar los huertos urbanos porque producen productos de proximidad, y se conviertan en espacios de socialización y de contacto con la naturaleza y con la tierra», tal como ha manifestado el vicealcalde y regidor de Ecología Urbana, Sergi Campillo.

«De hecho -ha explicado- el Ayuntamiento tiene previsto iniciar este año la redacción del primer Plan de Agricultura Urbana de València, coordinado desde el Organismo Autónomo de Parques y Jardines Singulares y la Concejalía de Agricultura, Alimentación Sostenible y Huerta. A estas alturas, el Consistorio tiene en marcha varias instalaciones de huertos urbanos como por ejemplo la Rambleta o a Malilla, pero también apoya a aquellas iniciativas privadas que piden colaboración para establecer huertos urbanos en la ciudad».


«Un último ejemplo es el “Hort de la Botja”, con el cual, según ha explicado Campillo, el Ayuntamiento colabora con su desarrollo gracias a un convenio firmado a finales del año pasado. Se trata de un proyecto enfocado principalmente a colectivos vulnerables, aunque está abierto a todo el vecindario, y en el que se integran entidades y colectivos sociales. Plantea la construcción de unos huertos sociales de gestión comunitaria y la programación de actividades dirigidas a los colectivos del barrio de Velluters en riesgo de exclusión y con diferentes necesidades».

El Consistorio aporta a este proyecto 45.200 euros y ahora también ha aportado 2 compostadoras de 400 litros «que los ayudarán a completar este ciclo de sostenibilidad porque en estas máquinas las personas usuarias del “Hort de la Botja” pueden llevar la materia orgánica para reciclar y convertir estos residuos en abono que luego pueden usar para enriquecer la tierra de los huertos urbanos », ha explicado el vicealcalde y concejal de Ecología Urbana.

El Ayuntamiento de València comenzó el año pasado a distribuir máquinas manuales de compostadoras de 400 litros en la campaña de implantación de los contenedores de recogida de materia orgánica en la ciudad. Ya se han entregado más de 20 unidades entre colegios de València “para promover la cultura del reciclaje, la educación y la concienciación medioambiental entre los niños y niñas» ha valorado Sergi Campillo. Ahora es el turno de los huertos urbanos. A las dos máquinas que se han dado a la Asociación Hort de la Botja, se sumarán otras pendientes para el huerto urbano del Grau. También está previsto para los huertos urbanos del Cabanyal.

Cada máquina compostadora tiene un coste de 1.100 euros. Su funcionamiento consiste en que se introduce la materia orgánica y serrín y al cabo de unas semanas se recoge el abono que se obtiene para reutilizarlo para las plantas y cultivos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.