Puig anuncia el fin de los cierres perimetrales y la reapertura parcial de la hostelería a partir del próximo 1 de marzo

1362

Las terrazas de la hostelería podrán abrir en la Comunitat Valenciana hasta las 18:00 horas, con un máximo de cuatro comensales por mesa y siempre con mascarilla mientras no se esté consumiendo y se amplía a las 20:00 horas la apertura de los comercios, con un aumento del aforo al 50 por ciento.

Así, será el inicio de la desescalada en la Comunitat Valenciana que se ha aprobado este jueves en la Mesa Interdepartamental para la Prevención y Actuación ante la covid-19, y cuyas líneas principales, seis, ha anunciado el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, quien ha ofrecido una rueda de prensa junto a la consellera de Sanidad, Ana Barceló.

El toque de queda entre las 22 y las 6 seguirá vigente

Asimismo, se levantará, a partir del primer fin de semana de marzo, el cierre perimentral de las grandes ciudades de más de 50.000 habitantes -entre ellas Paterna y Torrent-, si bien se mantiene el del conjunto de la Comunitat mientras que los contactos sociales se elevan a cuatro en los espacios públicos y las reuniones familiares se siguen reduciendo a un solo núcleo familiar. No obstante, el toque de queda seguirá vigente entre las 22:00 y las 6:00 horas y se flexibilizará la actividad física y del deporte.

Las medidas que se mantienen vigentes se prolongarán 15 días más, aunque la próxima semana se volverá a reunir la comisión interdepartamental para evaluar la situación, sobre la que que el 'president' se ha comprometido a que las limitaciones duren solo el tiempo necesario, "ni un día más".

Al respecto, Puig ha destacado que la evolución epidemiológica favorable en la Comunitat Valenciana, con una incidencia que bajado un 88 por ciento desde la adopción de las limitaciones, los pacientes hospitalizados suponen ya una cuarta parte de los que había y el número de enfermos se ha reducido un 83%.

La Comunitat Valenciana decretó desde el 21 de enero un paquete de restricciones para hacer frente al estrés hospitalario y el aumento de la curva de contagios que comenzaba a registrarse trs las fiestas navideñas. Entre ellas, ordenó el cierre total de la hostelería de la Comunitat Valenciana y el de los comercios a las 18.00 horas, salvo los esenciales, y también del deporte.

Asimismo, el 25 de enero entró en vigor el cierre perimetral de las ciudades de más de 50.000 habitantes durante los fines de semana y los días festivos y la limitación de las reuniones en espacios privados a las personas conviventes y en los lugares públicos a dos personas no convivientes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.