PP, Compromís, Ciudadanos, Veïns per Massamagrell y Unides-Podem reprueban la gestión del alcalde durante la pandemia

1767

El pleno del Ayuntamiento de Massamagrell aprobó ayer una moción de urgencia con los votos favorables del PP, Compromís, Ciudadanos, Veïns per Massamagrell y Unides-Podem y la abtención de Vox, donde se ha reprobado la actitud del alcalde en estos meses durante la crisis económica.

ayuntamiento massamagrellLa moción aprobadas por PP, Compromís, Ciudadanos, Veïns per Massamagrell y Unides-Podem criticaba al equipo de gobierno por “no dar participación a los grupos políticos, ni contestar a ninguna de sus muchas propuestas, por rechazar la ayuda ofrecida por todos los grupos políticos y por actuar de manera sectaria y partidista en esta crisis sanitaria”.

Los portavoces de los Grupos Políticos Municipales en el ayuntamiento de Massamagrell, Miguel Bailach (PP); Pep Galarza (Compromís), José Carreño (Ciudadanos); Juan Zamorano (Veïns per Massamagrell), y Carmen Gurillo ( Unidas Podemos) han explicado que “desde que empezó la crisis sanitaria del Covid-19 venimos ofreciendo nuestra colaboración, ayuda y predisposición para aprobar medidas encaminadas a ayudar a la población que peor lo está pasando debido a su situación laboral, personal o de salud; al comercio local, a los autónomos, a los trabajadores públicos, a los voluntarios de protección civil, etc”.

Pero, según los firmante de la moción, “nunca en estos meses hemos recibido respuesta directa del gobierno local, ni a nuestras propuestas ni a las preguntas que hemos planteado por escrito de medidas que ha adoptado el propio ayuntamiento sin haber contado con nosotros”.

PP, Compromís, Ciudadanos, Veïns per Massamagrell y Unides-Podem recuerda que se han ofrecido a colaborar en el reparto de mascarillas y tampoco ha sido aceptada nuestra colaboración, buscando un rédito electoral al prohibirnos colaborar en el reparto y donde sí han participado concejales socialistas del equipo de gobierno, con el consiguiente retraso que ha supuesto al no disponer de más gente para ello, además de haber recibido quejas por la tardanza y por el número de mascarillas que se han repartido, en algunos casos, menos de los empadronados en las domicilios”.

Las quejas de la oposición también afectan al tema de las comisiones y plenos presenciales en el mes de mayo, “cuando otros ayuntamientos las están haciendo ya. Todos entendimos que en un principio era imposible hacer plenos y comisiones en marzo, luego entendimos que había que hacerlo telemáticamente, pero pasado mes y medio y ya en fase de desescalada y con las medidas de protección oportunas se podrían haber realizado como ha sucedido en otros municipios”.

Por todo ello, PP, Compromís, Ciudadanos, Veïns per Massamagrell y Unides-Podem reprobaron la actitud del alcalde “debido al desprecio y ninguneo a la oposición y a las propuestas presentadas, y debido al sectarismos en sus actuaciones, decisiones y utilización de los medios de comunicación digitales de titularidad pública durante las semanas que llevamos de estado de alarma”.

Los firmantes de la moción han solicitado al alcalde “que cambie de actitud y cumpla con la petición de la Conselleria de Participación y la presidencia de la FVMP para que facilite la labor de la oposición haciéndonos partícipes del día a día del consistorio, permitiendo nuestras capacidad de propuesta y siendo informados de los acuerdos que son tomados, así como las iniciativas lanzadas en el ámbito municipal previamente a su puesta en marcha”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.