Encuentran muerto en su casa a un sacerdote adscrito a la parroquia de Tavernes Blanques

1681

Este pasado sábado ha sido encontrado muerto en su casa el sacerdote adscrito a la Parroquia de la Santísima Trinidad de Tavernes Blanques, Salvatore Ntriranyibagira, originario de Burundi, de 49 años de edad, según han informado fuentes de la Archidiócesis de València.

Estudiante de Derecho Canónico en Valencia, ejercía pastoralmente en la localidad de l'Horta Nord como adscrito. Se ha descartado que su muerte se deba a causas violentas y todo apunta a un problema de salud, probablemente glucémico, que habría provocado su desvanecimiento y un golpe al caer que finalmente han acabado con su vida.

Se da la circunstancia de que este mismo lunes daban comienzo sus vacaciones y tenía previsto viajar a su país para ver a su familia. Al no tenerse noticias suyas desde el jueves y permanecer las luces de su casa encendidas varios días encendidas a todas horas, vecinos del sacerdote alertaron a la Policía Local.

Los agentes pidieron al párroco, recién llegado de sus vacaciones, las llaves de su casa para ver qué ocurría y fue entonces cuando hallaron el cuerpo sin vida del sacerdote en una de las habitaciones de la casa en medio de un charco de sangre. El cadáver fue trasladado al Instituto Anatómico Forense donde se le está practicando este lunes una autopsia para certificar la causa de la muerte.

El Ayuntamiento de Tavernes Blanques ha anulado los actos pirotécnicos de este fin de semana pasado en señal de duelo por el fallecimiento del sacerdote, del que destaca en sus redes sociales "la gran labor que realizó acompañando en la fe a muchos vecinos y vecinas de la localidad, además de considerar nuestro pueblo como el suyo de adopción y sentirse parte de nuestra comunidad".

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.