Campaña en València para sensibilizar sobre el aparcamiento reservado a personas con discapacidad

431

El Ayuntamiento, en colaboración con Aspaym y Cocemfe, ha puesto en marcha una campaña para fomentar el respecto al uso de las plazas de estacionamiento reservadas a personas con movilidad reducida y sensibilizar de las consecuencias que tiene para sus usuarios la ocupación indebida por parte otros conductores. La iniciativa lleva por lema: “Para mí es mucho más que una plaza de aparcamiento. Respetar esta señal es señal de respeto”.

La concejala de Servicios Sociales, Isabel Lozano, ha presentado la campaña, que se difunde desde hoy hasta el próximo 5 de diciembre en medios de comunicación escritos y radiofónicos, el canal de televisión de la EMT, el exterior de tres líneas de autobús de la empresa municipal de transportes, la web municipal y redes sociales. Asimismo, se repartirán 10.000 folletos informativos entre las entidades colaboradoras: Aspaym Comunitat Valenciana (Asociación de personas con lesión medular y otras discapacidades físicas) y Cocemfe València (Confederación de Personas con Discapacidad Física y Orgánica).

Con esta iniciativa, ha explicado Lozano, se pretende sensibilizar a la población sobre los problemas que continúan denunciando las personas con movilidad reducida que utilizan la tarjeta de estacionamiento. En València hay alrededor de 8.000 tarjetas en vigor, junto con las que se gestionan en otros municipios y que se pueden usar igualmente en la ciudad. Por otro lado, se dispone de 2.599 plazas de aparcamiento reservado, que se deben añadir a las plazas de la zona azul, que pueden ser utilizadas por los titulares de las tarjetas sin ningún coste.

Entre las principales ocupaciones indebidas se encuentra la justificación de que “solo son cinco minutos” o la invasión de la zona de aproximación que permite el acceso. La responsable de Servicios Sociales ha recordado que la concesión de la tarjeta y el espacio de estacionamiento reservado no son privilegios, sino acciones positivas para que las personas con movilidad reducida puedan acceder con mayor facilidad a puestos de trabajo, ocio, compras o sanidad. “Posibilita que las personas con movilidad reducida hagan uso de sus derechos en condiciones de igualdad”, ha señalado la edila.

Otros problemas detectados son el uso de la tarjeta por parte de la familia o amistades sin que transporten la persona con movilidad reducida o a pesar de haber muerto esta, así como el empleo de fotocopias o tarjetas robadas o perdidas. Durante el último año se han retirado más de 150 tarjetas. Este tipo de infracción comporta una sanción económica de hasta 500 euros y una sanción administrativa de hasta un año de cancelación de la tarjeta, dependiendo de la gravedad y reincidencia. Por otra parte, en estos momentos hay 1.187 tarjetas que la persona titular consta como que ha fallecido y no se han devuelto. Isabel Lozano ha subrayado que la persona titular, o su representante legal, es responsable de la tarjeta, y tiene que velar por su buena utilización, puesto que no se puede ceder a terceras personas.

Durante la rueda de prensa, la regidora ha estado acompañada de Paco Florentino, presidente de Aspaym Comunitat Valenciana, y de Pep Varela, secretario de Cocemfe València. Ambos han destacado que las plazas reservadas son “una necesidad, no un privilegio”. Florentino ha indicado que “nosotros no podemos estacionar en cualquier lugar, necesitamos unas medidas mínimas para poder bajar del coche, abrir la puerta, llevar la silla, y muchas veces esto no se encuentra en conciencia”. En ese sentido, Varela ha apuntado que “se respeta el espacio para aparcar el coche, pero no la zona de transferencia, y esto supone un obstáculo a la hora de hacer la transferencia de la silla al coche”. A la presentación también ha asistido la defensora de las Personas con Discapacidad del Ayuntamiento, Teresa Navarro.

Medidas municipales

Isabel Lozano ha puesto en valor las medidas impulsadas desde el consistorio para “garantizar los derechos y las libertades de las personas con discapacidad que viven o visitan nuestra ciudad”, entre ellas, la constitución del primer Consell Municipal de Personas con Discapacidad, el grupo de trabajo que prepara en estos momentos la nueva Ordenanza de accesibilidad universal o la creación de la figura de la Defensora de las Personas con Discapacidad. La regidora ha incidido en la “visión transversal” de esta tarea, por lo que se han desarrollado cursos de formación dirigidos a todo el personal municipal para mejorar la atención a personas con diversas discapacidades y próximamente se llevará a cabo una campaña para el pequeño comercio en esa línea. Además, la Oficina Ciudad inteligente ha puesto en marcha una aplicación piloto que permite saber, en una primera fase, si las plazas reservadas están libres, y en un futuro se podrán incluso reservar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.