Burjassot defiende su actuación en el Hort d’Almenar donde se ha priorizado la seguridad

0
198

El Ayuntamiento de Burjassot ha finalizado las tareas de limpieza y mantenimiento de seguridad del Hort d’Almenar a través de la Brigada Municipal para permitir en breve su apertura al público. Los trabajos se han realizado teniendo en cuenta varios criterios, pero el principal que se ha seguido acorde a los informes previos existentes es el de seguridad.

Según el Gobierno municipal, el Hort d’Almenar es en origen un espacio ajardinado en el que, durante años, sus propietarios dejaron crecer la vegetación sin ningún tipo de intervención, esta condición, que en el inicio del jardín le confería una característica singular, ha sido revisada para poder permitir el acceso de las personas al recinto con total seguridad.

La Concejalía de Medio Ambiente, dirigida por la portavoz de Compromís, Lluna Àrias, y Acció Ecologista-Agró han criticado en estas semanas los trabajos llevados a cabo porque, según alegaron, se estaban haciendo sin supervisión de expertos en la materia.

Desde el Ayuntamiento han explicado que, tras la inspección ocular previa se han emitido varios informes en los que todos coinciden en señalar la existencia de numerosos ejemplares arbóreos que se encontraban muertos o con malformaciones severas, muchas de ellas debido principalmente a la falta de intervención del hombre en el mantenimiento del jardín y que podía generar peligro de caída dentro del recinto, así como palmeras muertas o con picudo.

Asimismo, el desarrollo prácticamente salvaje de la parte baja de la vegetación también generaba peligro para la apertura al público, ya que puede suponer lesiones a los visitantes así como la posibilidad de servir de refugio a animales, roedores o serpientes con el consiguiente riesgo, de ahí el aclarado que se ha realizado. Por otra parte, también se señala el riesgo importante de incendio que existía en el espacio verde debido precisamente al crecimiento descontrolado de la vegetación, tanto en altura como en la parte baja, que estaba llegando a afectar a las catenarias cercanas de la línea ferroviaria y a las del tendido eléctrico con el consiguiente riesgo para las edificaciones cercanas.

“Las condiciones de una zona verde ajardinada para que pueda ser utilizada por los ciudadanos deben ser mucho más exigentes tanto en seguridad como en limpieza que las de un espacio verde cerrado y sin uso público, de ahí que antes de su apertura se hayan tenido en cuenta, sobre todo, estas consideraciones, ya que el jardín, en su estado original, nunca habría podido abrirse para ser visitado ante los riesgos que conllevaba”, explican desde el Gobierno municipal.

Una vez realizadas las labores de eliminación de los ejemplares muertos, el aclarado de parte de la vegetación de menor tamaño y el aclarado de los árboles de grandes dimensiones que estaban impidiendo el desarrollo del resto de ejemplares al invadir ciertas especies los espacios de crecimiento de otras lindantes, se ha procedido al cambio de la puerta de acceso al recinto por una construcción de mayores dimensiones para que se pueda entrar con total seguridad y también se ha procedido a la limpieza y mantenimiento de las acequias y balsas que existen en el jardín para poder regar con el sistema tradicional que ya existe, puesto que se encontraban taponadas en su totalidad.

“Todos los trabajos se han realizado con criterios de seguridad para el acceso al mismo como zona de esparcimiento de las y los vecinos de Burjassot, aconsejados en todo momento por los expertos en la materia, y buscando el máximo respeto para la instalación. Una vez realizada esta tarea, se realizarán trabajos menores de mantenimiento para acabar de rematar la accesibilidad del Hort d’Almenar”, concluyen desde el Consistorio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.