La Plataforma Ciutat – Port denuncia ante la UE la ilegalidad de la ampliación del Puerto de València

281

El pasado viernes 27 de septiembre, la eurodiputada danesa del grupo de Los Verdes en el parlamento europeo Margrete Auken -conocida por el ‘Informe Auken’ adoptado en el 2009 sobre los desmanes urbanísticos en el litoral español- registró una pregunta parlamentaria dirigida a la Comisión Europea que denuncia la vulneración de distintas normativas legales de la UE por las obras de ampliación del Puerto de València que carecen de una Evaluación Ambiental Estratégica y que tendrían graves impactos sobre el clima, la calidad del aire, el Parque Natural de la Albufera y el medio ambiente marino.

En su escrito, la eurodiputada plantea la conveniencia de declarar una moratoria sobre la ampliación del Puerto, “por lo menos hasta asegurar la legalidad comunitaria de las obras”. Auken señala que “no se puede seguir con la adjudicación de las obras con la actual situación de inseguridad jurídica creada por la obligación de llevar a cabo una evaluación ambiental estratégica como marca la legislación europea. Las obras proyectadas suponen unos impactos muy negativos sobre el aire, el mar y las playas que son claramente distintos que los considerados en el estudio de impacto ambiental del 2007”.

La euridiputada de Los Verdes recuerda que hace 12 años no se consideraron la mayor envergadura de todas las obras, el gran aumento de actividades contaminantes y nuevas infraestructuras viarias proyectadas (como el “acceso norte”).  La legislación europea no permite la trampa de una evaluación parcelada y parcial de los impactos acumulados de unas obras que son parte de un mismo plan que incide sobre el mismo territorio.

Pero Auken va más allá de la ilegalidad de la propuesta de ampliación. Dicha propuesta, a su juicio, “es escandalosamente contradictoria con la reciente declaración de emergencia climática por parte de la Generalitat y el Ayuntamiento, apostando por un modelo desarrollista de ciudad anacrónico, contaminante e insalubre”. Ninguna medida ‘compensatoria’ -como la esperpéntica propuesta de construir dunas en la playa de la Malvarrosa, donde no las ha habido en la historia conocida o la colocación de unos molinos eólicos- podrá compensar los daños irreversibles al medio ambiente y a la salud humana del masivo aumento de actividad del puerto al doblar o triplicar la actividad contaminante de camiones, cruceros, enormes buques de contenedores, grúas y petroleros”, señala la eurodiputada.

Las mismas obras implican, conitnúa Auken, “un movimiento enorme de arena dragada, cemento y otros materiales que tendrá un impacto muy grande. Al incluir en una evaluación estratégica el proyectado “acceso norte submarino” para camiones diésel (12 mil al día), considerado por el Puerto como una parte “fundamental” del plan de expansión, la escala de destrucción ambiental sería dantesca”.

La Plataforma Ciutat-Port agrupa diversos colectivos, coordinadoras y asociaciones ciudadanas, entre las cuales cabe destacaa a Ecologistes en Acció, Acció Ecologista Agró, Per l’Horta, la PELPAP (Plataforma EL Litoral Per al Poble),  València per l’Aire o l’Associació de Veïnes de Natzaret, entre otros.

Se trata de una plataforma que ha sido creada precisamente para hacer frente a los planes de expansión del Puerto de València y más concretamente con el objetivo de pedir a las autoridades competentes una moratoria al Proyecto de Ampliación Norte del Puerto de València y generar un necesario debate democrático sobre un proyecto que, de llevarse adelante, impactará negativamente en la calidad del aire en el Parque Natural de la Albufera, en la emergencia climática y las políticas territoriales en el área metropolitana de València.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.