¿Salir a comer o pedir a domicilio? La cultura española

169

Los españoles lo tenemos claro: preferimos pedir a domicilio que salir a comer fuera, en especial cuando empiezan a bajar las temperaturas y lo único que queremos es coger nuestra mantita, ponernos en el sofá y ver lo que nos ofrece Netflix para esa noche.

En este sentido, las empresas se ponen las pilas para ofrecer su comida a toda la ciudad, incluso hasta llegan a determinados pueblos si la distancia no es demasiado lejana.

Sin embargo, son las grandes ciudades las que más oferta de comida a domicilio tienen, como puede ser Madrid o Valencia. En el caso de la última opción, cualquiera encuentra comida para llevar en Valencia con tan solo hacer una búsqueda en Internet, o utilizar una app preparada para funcionar en cualquier teléfono móvil actual.

Ventajas de pedir a domicilio

Variedad

La gran ventaja de pedir a domicilio es que nos pueden traer cualquier tipo de plato que pidamos. Hay una gran variedad de ofertas, menús y especialidades disponibles.

Tan solo tenemos que pensar en lo que nos aparecería comer o cenar, ponernos de acuerdo con nuestra pareja o familia, y hacer el pedido.

Aquí puedes conocer una relación de la comida que más pedimos los españoles.

Facilidad

Las páginas y apps para pedir comida online se diseñan de manera muy intuitiva, de tal manera que cualquiera pueda hacer el pedido. No hace falta haber pedido nunca antes, ni haber estudiado informática.

Puede ser una buena alternativa para todas aquellas personas que sean algo tímidas al hablar por teléfono, o que quieran tener más controlado lo que piden y lo que les va a costar.

Variedad de formas de pago

Tenemos mucha variedad para pagar la comida que pedimos online: o bien hacemos el pago en metálico (directamente al repartidor cuando se presente en nuestra puerta), bien a través de tarjeta de crédito/débito, incluso hasta se pueden utilizar otros métodos de pago válido, como es el caso de PayPal.

Podremos elegir el método de pago que más se adapte a lo que queramos.

Promociones y ofertas

No podemos saber qué restaurante físico tiene una promoción u oferta hasta que hagamos el viaje hasta allí. Pero nos podemos ahorrar el viaje (que muchas veces no tiene sentido al no haber promociones) si hacemos el pedido por Internet.

Algunas apps nos mandan notificaciones de manera automática en cuando hay alguna oferta disponible: puede que esta sugerencia nos haga elegir el plato que más nos apetezca ese día.

Ahorrarás dinero

Está más que demostrado que pidiendo comida por Internet vas a ahorrar mucho dinero: No vas a pagar en desplazamiento, lo más seguro es que tampoco te vayan a cobrar por traerte el pedido a casa (normalmente hay un mínimo establecido, pero siempre se llega), y podemos aprovecharnos de las ofertas y promociones descritas en el apartado anterior.

Cómo puedes ver, todo son ventajas.

Esto no quiere decir que no salgamos a cenar de vez en cuando, pero pedir a domicilio es una práctica que nos encanta.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.