Sala Russafa acoge el estreno absoluto de ‘Ximpún’

435

Este puente, Sala Russafa acoge el estreno absoluto de ‘Ximpún’. Del 10 al 18 de octubre la compañía valenciana Arden Producciones presenta una nueva pieza familiar que rompe la burbuja en la que a veces se aísla a los niños y niñas para hablarles, en tono de comedia, de una fase más de la vida: las despedidas.

Los cuentos clásicos han reflejado la muerte de manera recurrente, a veces incluso cruel, como una de sus enseñanzas para los pequeños. Pero en la época contemporánea, la sobreprotección ha hecho que la enfermedad o el deceso se obvien, que desaparezcan para evitarles posibles sufrimientos. Una realidad con la que Marian Villaescusa se topó cuando, diagnosticada de cáncer, pidió a los padres de sus alumnos de teatro poder anunciarles que tendría que dejar las clases por un tiempo.

“Muchos querían que diera cualquier excusa antes que hablarles de que estaba enferma. Me hizo pensar en cómo se censuran ciertos temas. Y son cosas que, inevitablemente, todos vamos a tener que conocer de primera mano en un momento u otro, sin estar preparados”, señala la dramaturga. Sin embargo, en los grupos donde sí pudo comentar su situación con los niños y niñas, encontró un cariño, una comprensión y una curiosidad totalmente naturales.

Irina Bargues y Andrea Jara en un momento del espectáculo.

Superada su enfermedad, Villaescusa ha reflexionado sobre este episodio para transformarlo en una pieza de teatro que, desde la comedia, trata de las despedidas. “Todos hemos tenido que pasar por perder a una mascota, a los abuelos, quizá a algún amigo u otro familiar. Es una parte más de la vida que en muchas culturas se festeja, se celebra con un espíritu totalmente distinto al occidental”, señala la autora. Por eso ha decidido incluir menciones a esas herencias culturales y situaciones cotidianas en la nueva comedia familiar de Arden.

Canciones, poesía, títeres y la vida misma en una comedia que resta drama al punto final

Un equipo valenciano está detrás de esta historia protagonizada por mujeres, dos amigas bien dispares: Lira es una chica calmada y reflexiva, mientras que Marimba es pura energía y emoción. Juntas harán un viaje representación de un ciclo vital completo, lleno de momentos cómicos y en el que aprenderán a decir adiós pasando por todas las emociones que lo acompañan: desde la negación y la ira a la negociación, la tristeza y, finalmente, la aceptación.

La colaboración, la alianza entre las protagonistas y con el resto de personajes con los que van encontrando, muestra una manera constructiva de relacionarse, similar a la que se ha establecido entre las distintas profesionales que participan en la pieza.

La ilustradora valenciana Espinaca Explosiva da vida los baúles de la escenografía realizados por Ricardo Alcaide, que acompañan a Lira y Marimba en su periplo. Las actrices Irina Bargues y Andrea Jara aportan toques de clown y desparpajo a sus interpretaciones, que incluyen baile en determinadas escenas. El vestuario viene de manos de Taller del Bosc y Pablo Fernández, junto a Josemi Felguera son los encargados de la iluminación.

Todos conforman un equipo dirigido por la joven Villaescusa, quien vuelve a romper tabús tras el éxito de ‘Shhhh!!!’, otra comedia donde retrataba su experiencia con el cáncer, pero esta vez dirigiéndose al público adulto. “Creo que el teatro tiene que ser un reflejo de la vida y en la vida pasan estas cosas. Pero no hay porqué sentirlas necesariamente como un drama”, señala la autora y directora con una sincera sonrisa.

Del 10 al 18 de octubre puede verse Ximpún en Sala Russafa, los sábados a las 17:00 horas y los domingos a las 12:30 horas, mientras que jueves y viernes las funciones serán a las 19:00 horas. Cuatro de las representaciones se incluyen en la campaña ‘Oh! La Cultura – Tardor’, una iniciativa del Institut Valencià de Cultura para contribuir a la reactivación de la escena teatral.

Y en todas ellas se mantendrá el uso de mascarilla dentro del centro cultural, además aplicarse los protocolos que garantizan la distancia de seguridad en el acceso y salida del teatro, así como en el patio de butacas, desinfectado antes y después de cada representación. Unas medidas para hacer de Sala Russafa un espacio de confianza, que apuesta por la #CulturaSegura.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.