La Policía Nacional detiene en València a una mujer por golpear y tratar de morder a los agentes

500

Agentes de la Policía Nacional han detenido en la terraza de un bar del distrito de Abastos de Valencia a una mujer de 41 años, de origen cubano, como presunta autora de un delito de atentado a agente de la autoridad, tras golpear e intentar morder a los agentes que le recriminaban su comportamiento. De camino a dependencias policiales se golpeó la cabeza y propinó patadas a uno de los cristales del coche con al parecer la intención de huir, ocasionando una serie de desperfectos en el mismo.

Los hechos ocurrieron sobre las cinco menos cuarto de la tarde de ayer cuando los agentes que realizaban labores de prevención fueron alertados por la Sala del 091 para que se dirigiesen a un local comercial del distrito de Abastos de Valencia, donde al parecer había una agresión entre varias personas.

Inmediatamente los policías se dirigieron al lugar donde averiguaron que momentos antes una clienta estaba causando molestias y al recriminarle otra persona su actitud, comenzó a increparla y a tirar botellines contra el suelo, por lo que alertó a la policía.

A continuación, los agentes se dirigieron a la clienta que ante la presencia policial se encendió un cigarrillo, motivo por el que éstos le recriminaron su comportamiento debido a que no cumplía las medidas sanitarias establecidas, momento en que ésta se levantó y comenzó a decirles “puta policía, corrupta, ya estáis jodiendo, cerdos asquerosos”, así como golpeó en el pecho con la mano a uno de ellos.

Mientras los policías trataban de resolver la situación, la mujer volvió a golpear con las manos en los brazos a los policías, por lo que trataron de reducirla, momento en que ésta trató de morder en varias ocasiones a uno de ellos en el brazo, no consiguiéndolo, siendo detenida como presunta autora de un delito de atentado a agente de la autoridad.

Cuando los policías la metían en el coche, la ahora detenida continuó lanzándoles patadas en las piernas y en la cadera y durante el traslado a dependencias policiales se golpeó la cabeza e intentó romper a patadas uno de los cristales del vehículo con la intención de al parecer escaparse, ocasionando una serie de desperfectos en el coche policial.

La detenida, con numerosos antecedentes policiales y en situación irregular en España, ha pasado a disposición judicial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.