La antigua aceitera de Marxalenes alojará un centro cívico para mayores y un museo del aceite

361

Las obras de rehabilitación de la antigua aceitera de Marxalenes, ubicada en el parque que también lleva el nombre del barrio, concluirán en julio. Estos trabajos, desarrollados en doce meses, con un presupuesto de más de 1,4 millones de euros (1.449.572,45 €), adecuarán el mencionado inmueble, donde se fabricaba y almacenaba aceite a principios del siglo XX, para albergar un centro cívico y cultural para personas mayores, y un museo del aceite.

La vicealcaldesa de València y concejala de Desarrollo Urbano, Sandra Gómez, y la concejala de Envejecimiento Activo, Pilar Bernabé, han comprobado hoy la evolución de estas obras, «que dan respuesta a una reivindicación vecinal con un nuevo espacio, de 1.282 metros cuadrados, para acoger y dignificar el actual Centro de Actividades para Personas Mayores de Marxalenes». Este centro ocupará la planta baja del histórico inmueble que formaba parte del conjunto de la Alquería de Barrinto, mientras que en la primera planta se abrirá al público un espacio divulgativo sobre la fabricación del aceite.

Tal como ha explicado la vicealcaldesa de València y concejala de Desarrollo Urbano, Sandra Gómez, «este edificio constituye parte de nuestro patrimonio, de la historia y de la identidad de la ciudad». De hecho, ha aclarado, «la obra demuestra aquello que el Ayuntamiento quiere hacer, que es rehabilitar el patrimonio histórico, en este caso ligado a nuestra memoria industrial, trabajadora y emprendedora; y el patrimonio de barrio, que, además, permite la adecuación de nuevos servicios para la ciudadanía».

Por lo que respecta al nuevo centro de personas mayores de Marxalenes, la concejala de Envejecimiento Activo, Pilar Bernabé, ha explicado que esta nueva dotación «será un espacio para la convivencia, formación y encuentro de las personas mayores del barrio, con una sala multiuso que también podrá disfrutar el resto del vecindario».

«Desde el proyecto inicial se planteaba la simbiosis de los dos programas, el centro cívico y el museo, para que resultara beneficiosa para las dos iniciativas, puesto que la afluencia de gente en el centro de Marxalenes garantizaría el flujo continuo en la exposición, mientras que la función cultural de este centro siempre estaría potenciada por la presencia del museo». En todo todo, cada uno de los programas tendrá también su independencia física y de uso, tal como han confirmado las concejalas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.