Julia Climent (PP) califica de “desastre” la gestión cultural en València

820

La concejala del PP Julia Climent ha denunciado el erial cultural que vive la ciudad de Valencia. El buque insignia, el Palau de la Música lleva un año cerrado por la pésima gestión del Gobierno de Ribó y PSOE, “pero lo más grave es que a fecha de hoy no hay un plazo de comienzo de las obras, lo que puede prolongar su cierre durante cerca de dos años más”.

El PP exige actuaciones urgentes para que el Palau de la Música esté listo cuanto antes, ya que cada día que pasa el prestigio del mayor contenedor cultural de la ciudad sigue cayendo. La concejala Climent señala que “no tiene sentido que haya pasado un año y sigamos esperando a que comiencen las obras, cuando se debía haber actuado de urgencia y desconocemos también si se ha realizado una auditoría del estado de las instalaciones, tal y como se acordó en el Pleno de julio del año pasado”.

Pero, la situación de precariedad se extiende a otros referentes culturales de la ciudad como es el Museo San Pio V, la segunda pinacoteca española, que “ni tiene proyecto museográfico, se ha eliminado la sala Sorolla, que era un polo de atracción de cientos de visitantes, dejando a la ciudad de Valencia sin un lugar donde admirar a uno de nuestros artistas más universales. Y ya faltaba la marcha del director y el nombramiento de uno nuevo a la carrera y de manera improvisada”.

El gobierno del PP invirtió cerca de 10 millones en la remodelación y ampliación del Museo de Bellas Artes San Pío V, pero desde que llegó el Botànic a la Genertalitat Valenciana ha sido incapaz de darle continuidad y siguen sin un proyecto para la segunda pinacoteca española.

Y por último, el museo del IVAM, uno de los referentes nacionales del arte contemporáneo, donde se ha prescindido de su director que fue elegido por un comité de expertos independientes. Este proceso, impulsado por María José Catalá, cuando era consellera de Educación y Cultura, fue el primer nombramiento de estas características que se realizaba en la Comunitat Valenciana. De hecho, el Gobierno de Botanic ha recurrido a este modelo de Catalá para elegir al próximo director del IVAM una vez le comunicó al actual que no seguía.

Además, otro ejemplo de este abandono cultural por parte del alcalde Ribó y e president Puig en la ciudad de Valencia “es el jardín de las esculturas del IVAM, que está completamente abandonado, y las esculturas han sufrido actos vandálicos con pintadas en todas ellas, mientras las zonas ajardinadas están sin mantenimiento. Lleva así meses sin que nadie tome medidas para repararlo y evitar su degradación”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.