Torrent concede ayudas a los refugiados y a las personas afectadas por el terremoto de Ecuador

El ayuntamiento de Torrent acordó el pasado lunes 25 de abril en junta de gobierno otorgar dos subvenciones de 3.000 euros cada una a Cruz Roja con destino a las líneas de ayuda que la misma tiene abiertas para la ayuda a las víctimas del terremoto de Ecuador y de la crisis de refugiados en Europa.

Nepal-Terremoto-ONG-IAE

Estas ayudas están en la línea de lo aprobado por Torrent en el pleno ordinario del pasado 7 de abril donde se aprobó la moción para la aplicación de políticas de ayuda a refugiados y refugiadas. Dentro de este acuerdo, se incluye colaboración con asociaciones y entidades que estén desarrollando campañas de ayuda en campos de refugiados. Por ello,

El concejal de Atención a las Personas, Francesc Carbonell, ha destacado los esfuerzos que se están realizando a nivel local:  “Ante la peor crisis humanitaria de los últimos 50 años en Europa tenemos el deber de hacer todo lo que esté en nuestra mano para ayudar a las personas que están sufriendo esta situación y no caer en el error de acomodarnos y ver el drama desde la distancia. Sin dejar de olvidar que nuestra prioridad son los vecinos y vecinas de Torrent que atraviesan una situación complicada, no podemos girar la mirada y no querer saber nada de lo que ocurre en el resto del  mundo”.

Del mismo modo, se ha referido al terremoto de una magnitud de 7,8 que azotó el pasado 16 de abril el norte de la región costera de Ecuador, siendo el seísmo más fuerte sentido en el país desde el acaecido en Colombia en 1979, y el más destructivo desde los de Ecuador de 1987. “Nos encontramos ante una gran catástrofe y Torrent, como ciudad solidaria que es, ha tomado la iniciativa de contribuir mediante Cruz Roja a la ayuda humanitaria dirigida al pueblo ecuatoriano. Con estas subvenciones, el Ayuntamiento de Torrent cumple con su compromiso de cooperación internacional de actuar en las tragedias que afectan a un gran número de personas en el mundo, cumpliendo así con uno de nuestros objetivos como gobernantes y con nuestro deber moral como ciudadanos y ciudadanas”.


 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *