Paterna tratará de negociar con los dueños del Molí del Batà su rehabilitación antes de recurrir a la expropiación

0
134

molí del batáEn su pretensión de proteger el patrimonio local y, en concreto, el Molí del Batà para frenar su deterioro, el Ayuntamiento de Paterna va a negociar con los dueños de este edificio harinero protegido del siglo XIX el futuro inmediato de este bien.

Para ello, el Consistorio, a través del Área de Urbanismo que dirige la concejal Eva Pérez, ha notificado ya a los propietarios de este inmueble la apertura de un nuevo expediente en el que consta tanto la declaración del estado de ruina del molino como la declaración del incumplimiento del deber de rehabilitar de sus propietarios.

Este procedimiento administrativo llega después de muchos años de inactividad por parte de los propietarios que, además de no ejecutar las actuaciones requeridas por el Ayuntamiento, han desatendido reiteradamente las obligaciones de pago de las numerosas multas coercitivas que se les ha impuesto desde el Consistorio y que superan el millón de euros.

A partir de esta notificación, Pérez ha explicado que “ahora se abre un periodo de audiencia en el que estos propietarios pueden presentar al Ayuntamiento una nueva propuesta de intervención sobre el Molino que sea respetuosa con el valor patrimonial de ese bien”.

Asimismo, la concejal también ha indicado que, ante estos sucesivos incumplimientos y la urgencia del Consistorio por asegurar la protección de este singular edificio, se ha firmado un decreto por el que se inscribe el Molí del Batá en el Registro Municipal de Solares y Edificios a Rehabilitar.

En este sentido, ha explicado que “con la inscripción de esta edificación en este Registro Municipal se genera el derecho del Ayuntamiento de Paterna a expropiar el bien”, una actuación que, en palabras de Pérez, “llevarán a cabo en el caso de que no fructifiquen las negociaciones con los dueños, aunque la voluntad del consistorio es que estas conversaciones lleguen a buen término”.

Del mismo modo, Pérez ha recordado que el pasado mes de septiembre, ante la inactividad de los propietarios y la inestabilidad de la infraestructura, el Consistorio inició un nuevo expediente para declarar en ruina el molino, instaló un vallado de seguridad y ordenó un aumento de la presencia policial en el lugar

Por último, la edil ha destacado que, por su singularidad, su interés arquitectónico y paisajístico, el Molino del Batán es un edificio de un gran valor patrimonial que está reconocido como Bien de Relevancia Local en el Catálogo de Bienes y Espacios Protegidos, una situación que prohíbe expresamente la demolición del bien, debiendo proceder a su reconstrucción.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here