Borja Sanjuán asegura que el Ayuntamiento de València dejará de ingresar 4 millones en tasas de terrazas y escenarios

313

La Concejalía de Hacienda ha avanzado que, durante el primer semestre de 2021, València ha recaudado un 23’22% más que el año pasado por las tasas de construcción y obras (conocidas como ICIO). Igualmente, los ingresos municipales por licencias también han crecido un 20’04% respecto al mismo período de 2020. Así lo ha avanzado el concejal de Hacienda, Borja Sanjuán, quien cree que “València se está recuperando a un ritmo muy alto de la crisis de la covid-19”.

Para el concejal, “conseguimos aumentar la recaudación por encima de un 20% tanto en el impuesto de obras como en la tasa de obtención de licencias a un ritmo inversor que no esperábamos hace tan solo unos meses”. Esto implica, según Sanjuán, “que las proyecciones para la segunda parte del año son muy positivas y, además, el Ayuntamiento también acompañará esa recuperación con el compromiso de no subir ningún impuesto en el siguiente ejercicio ni tampoco aplicar ninguna tasa nueva”.

El edil cree que “es el momento de poner todos los recursos disponibles al servicio de la recuperación, que está siendo muy alta y esto implica confianza en la economía de la ciudad”. En este sentido, Sanjuán afirma que “se está trabajando en un horizonte de congelación de tipos impositivos para dar cumplimiento a lo que pactamos en el acuerdo de reconstrucción de la ciudad para intentar que la recuperación sea vigorosa y sin aumentar la carga impositiva para el próximo ejercicio”.

 

Recaudación superior al 20% en ICIO y licencias

En este sentido, la Concejalía de Hacienda ha anunciado que la recaudación municipal en tasas como las licencias o los permisos por obras y construcciones experimentan este año subidas superiores al 20% respecto a las mismas fechas del año pasado aunque no alcanzan los índices que teníamos en 2019.

En cuanto al impuesto de Bienes inmuebles (IBI), el 70% de los ciudadanos y empresas de la ciudad de València se han acogido a la opción de aplazar el pago de este impuesto a lo largo de todo el año. En este sentido, Hacienda ha recaudado este año y hasta el momento 58.469.000 euros por el IBI frente a los 182 millones de euros que se cobraron en el mismo periodo de 2019. El concejal de Hacienda valora que “son 120 millones de euros que se quedarán más tiempo en la economía de la ciudad” a pesar de que es dinero que “se cobrará igual y, por eso, no se prevén grandes variaciones en la recaudación final”.

El edil también ha valorado en unos 4 millones de euros el dinero que el Ayuntamiento dejará de ingresar este año por las bonificaciones a los sectores de la cultura y de la restauración por la colocación en vía pública de sillas y mesas o la instalación de escenarios al aire libre para espectáculos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.