11 nuevos murales convertirán el Jardín del Túria en un museo de arte urbano

669

Un total de 11 artistas participarán en el proyecto ‘Abstracte, un riu d’art’ con la instalación de un mural en las bases de puentes, espacios deportivos y casetas de jardinería a lo largo de los casi diez kilómetros del Jardín del Túria. La primera intervención ya se ha completado bajo el puente 9 d’Octubre. Se trata de una creación que la artista Sandra Betancort ha realizado en horario escolar y sin ningún tipo de difusión para evitar aglomeraciones. El resto de trabajos se desarrollarán cuando la situación epidemiológica lo permita. El Ayuntamiento ha colaborado con la asociación cultural Zedre en esta iniciativa, que convertirá el parque en un museo de arte urbano al aire libre. El vicealcalde y concejal de Ecología Urbana, Sergi Campillo, ha calificado la propuesta como “una nueva forma de mirar al Túria, una forma de acercarse al río con nuevas miradas para descubrir nuevos espacios de oportunidad”.

Con ‘Abstracte, un riu d’art’ se “propone una intervención de arte urbano sobre nuestro estimado Jardín del Túria, que culminará con una ruta artística consistente en 11 intervenciones artísticas sobre muros localizados en su recorrido”, ha explicado Campillo. “Esta ruta artística, que podrá hacerse a pie o en bicicleta, utiliza el arte como herramienta dinamizadora del espacio público”. El Ayuntamiento ha colaborado con Zedre en esta “apuesta por la dualidad arte y naturaleza” con un contrato de patrocinio de 18.101,60 euros, IVA incluido, que supone poco más de un 40 % del presupuesto. Así, 11 artistas procedentes del mundo del grafiti y el arte abstracto realizarán un mural a lo largo del Jardín del Túria, desde el Parque de Capçalera hasta el puente de Montolivet, convirtiendo “el mayor jardín urbano del Estado, con más de un millón de metros cuadrados”, en un espacio expositivo abierto.

Zedre es la entidad promotora de la iniciativa. Su presidente, Lluís Salvador, ha detallado que “nace con el fin de ofrecer una nueva mirada sobre los elementos arquitectónicos para, de una forma sostenible, crear un museo al aire libre dentro del mayor jardín urbano de España”. “El punto de partida de este proyecto es de naturaleza estética”, ha añadido, “puesto que pretende embellecer y dinamizar los muros a través de manifestaciones artísticas en espacios que actualmente están desnudos, vacíos o incluso degradados y visibilizar así el trabajo de artistas murales en uno de los lugar más emblemáticos de València”.

La primera de las intervenciones, de Sandra Betancort, ya se ha completado en la base del puente 9 d’Octubre, en el lateral que recae en la avenida Manuel de Falla. Luz, prismas y movimiento están detrás de este mural, “una intervención muy bella que, además, ha dignificado esa parte del puente”, tal como ha manifestado el responsable de Ecología Urbana. Cuando la situación epidemiológica lo permita, se sumarán los trabajos de Álex Marco, Rubén Viard, AALL (Aaron Mr. Simon & Lluís Salvador), Cape Cabrera, Rubén Tortosa, Roice183, Nico Barrios, Zurik, Ángel Toren y Kaufman, que se localizarán en paredes de instalaciones deportivas, bajo de puentes, casetas de jardinería o escaleras. En definitiva, “espacios, hasta ahora anónimos, que un grupo de artistas convertirán en nuevos espacios de referencia dentro de este gran eje verde que vertebra nuestra ciudad”, ha expuesto Campillo. Por su parte, Lluís Salvador ha resaltado que “en el arte mural prima la figuración frente a la abstracción y en el arte contemporáneo es al revés. Mediante esta elección por el arte mural abstracto nos posicionaríamos en el panorama del street art internacional como la primera ruta urbana exclusivamente de murales abstractos”.

El vicealcalde ha destacado la adecuación a todos los requisitos de seguridad por la covid-19. Campillo ha informado de que “a causa de la situación de la pandemia decidimos aplazar” la realización de los murales. Sin embargo, “una de las artistas —Sandra Betancort— ya lo tenía todo organizado y le otorgamos un permiso para que pudiera hacer su mural”, teniendo en cuenta que “se hiciera siempre en horario escolar para evitar las horas de mayor afluencia del Jardín del Túria” y “sin ningún tipo de publicidad ni dar cuenta en las redes sociales durante el proceso de elaboración”. El resto de piezas “se aplazan para cuando la situación epidemiológica sea la más adecuada para evitar que la gente se amontone mientras se hacen las intervenciones artísticas”. “Queremos ser prudentes en estos momentos”, ha remarcado el edil.

Campillo ha agradecido a Zedre “su disposición a modificar el dispositivo que habían pensado en principio para la intervención artística” y “su paciencia en estos tiempos”. La asociación cultural Zedre trabaja desde 2017 para regenerar la ciudad a través del arte urbano. En estos años ha creado más de 30 intervenciones murales por toda València, con el entorno de la plaza del Cedre, en el barrio de Ciutat Jardí, como eje principal de sus acciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.