Quantcast

Residencias para la tercera edad en Valencia: una opción con muchas ventajas

El tiempo no perdona a nadie, y siempre llega el momento en el que uno ya no se puede valer por sí mismo y necesita de sus personas queridas. Ésta es la situación que afecta hoy en día a muchos de nuestros mayores, donde sólo en Valencia la tasa de envejecimiento crece año tras año, estimando un ascenso del 32% en 2031. Los familiares se debaten sobre una de las cuestiones más difíciles de su vida: ¿atenderle en casa o en una residencia? Esta pregunta ha llevado a más de uno a pasarse noches en vela tecleando “residencias tercera edad Valencia” en Google, buscando sin éxito la solución perfecta. 

Zona-de-rehabilitacion-en-la-SeuEl deseo de muchos hijos con respecto a sus padres es cuidarlos en casa. Sin embargo, el estrés al que nos somete la vida diaria nos obliga a estar inmersos en nuestras tareas. La sociedad se transforma a un ritmo vertiginoso y con ello cambian también nuevas vidas personales: la situación sentimental, laboral, familiar… todo ello hace que respirar tranquilamente sea algo inimaginable. Y por mucho que nos importen nuestras personas cercanas, a veces simplemente faltan  el tiempo y las fuerzas.

Beneficios de las residencias para personas mayores

La opción de una residencia para mayores resulta en la actualidad la elección más acertada y realista. Las ventajas son muy numerosas, ante todo, la seguridad de saber que tu ser querido está en buenas manos: las residencias cuentan con un equipo de profesionales del sector que saben cómo tratar a las personas que requieren atenciones especiales, y por supuesto, dicha atención es completamente personalizada.

Además, la soledad que puede significar un hogar cuando nadie está en casa no es problema para una residencia, donde estarán siempre acompañados y podrán disfrutar de su propia vida social, con diversas actividades, excursiones, juegos… tanto en interior como en exterior.

Para ello es una buena idea tener en cuenta la disponibilidad de jardines interiores en la residencia, como es el caso de la residencia para la tercera edad la Seu en Valencia, donde además destaca otro detalle importante a tener en cuenta: la localización del edificio. El hecho de que éste se encuentre en pleno centro de la ciudad, con acceso en transporte público, facilita enormemente las visitas y los encuentros, lo que supone una gran comodidad para toda la familia.

Hay que reconocer que, cuando lleguemos a la tercera edad, ésto es lo que querríamos: comodidad, atención, y unos familiares que piensen en lo mejor para nosotros.

Autor artículo / Fuente de la imagen: Ángela Martín


 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *