PP, PSPV y C’s aprueban reducir un 30% las subvenciones a los grupos políticos de Burjassot y EU pide eliminarlas

0
145
1.-José-A.-López-Camarillas-EU-422x266
El portavoz de EU, José Camarillas.

El Pleno del Ayuntamiento de Burjassot ha acordado este lunes, con los votos de Ciudadanos, PSPV-PSOE y PP, una reducción del 30% en las aportaciones que el Consistorio destina a los partidos políticos. Compromís, EU y Totes han votado en contra porque eran partidarios de eliminar esa subvención.

Además, se mantienen congeladas las retribuciones a concejales por asistencia a pleno y comisiones por lo que los ediles cobrarán lo mismo que en 2008 cuando se congeló por primera vez esta cantidad. También que las aportaciones a los grupos municipales han venido sufriendo reducciones a lo largo de los años, siendo en estos momentos en torno al 50% de la cantidad que se aportaba en el año 2008.

El coordinador local de Ciudadanos (C’s) Burjassot, Toni Subiela, ha destacado “el cumplimiento, a la primera ocasión, del compromiso adquirido en la campaña por hacer recortes en las subvenciones a los partidos, de modo que el Ayuntamiento destine los recursos estrictamente necesarios para el funcionamiento de las organizaciones políticas”.

Subiela ha asegurado que los concejales de C’s, “dedicarán todos sus esfuerzos para llevar adelante las iniciativas del programa electoral con diálogo, trabajo y transparencia”.

EU la destinará a fines sociales

Por su parte, EU ha anunciado que la subvención que corresponde a su partido se destinará a fines sociales. Una asamblea decidirá a qué proyecto o entidad se donará esa cantidad.

El portavoz de EU, José Camarillas, ha denunciado además que los socialistas han incumplido el acuerdo que suscribieron con su partido y con Compromís en el mes de marzo por el que EU votó a favor de los presupuestos municipales. En el acuerdo, el voto de EU llegaba a cambio del compromiso del gobierno municipal de eliminar las subvenciones a los partidos políticos para financiar un programa de emergencia.

“El contrato, con fecha del 11 de marzo de 2015, establecía que Esquerra Unida aprobaba los presupuestos de ese año a cambio de crear cuatro partidas para crear un parque público de viviendas en alquiler social y luchar contra la pobreza energética, el hambre y el desempleo. Estas partidas debían financiarse suprimiendo las subvenciones a los partidos y reduciendo un 10% del salario a cada concejal y asesor liberado”, ha explicado Camarillas.

“No se trata de hacer demagogia con los salarios. Creemos que los cargos públicos deben tener un salario digno, pues de lo contrario volveríamos a los tiempos de la antigua Roma, donde sólo podían dedicarse a la política institucional los ricos. Se trata de ser fiel a los compromisos adquiridos. Esas reducciones se plantearon para financiar unos fines sociales determinados”, ha puntualizado el portavoz de EU.

EU ha anunciado que, “por coherencia”, seguirán limitando sus salarios y, además, convocarán una asamblea popular con otras formaciones que trabajen en esta línea y con todos los vecinos que quieran participar para decidir a qué fines sociales de los planteados en el plan de emergencia destinarán la subvención.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here