Mislata se acoge a la ampliación del Plan de pago proveedores para acabar de pagar los aparcamientos a Lubasa

0
30

La liquidación de los aparcamientos públicos que el Ayuntamiento de Mislata pactó con Lubasa en la anterior legislatura parece haber vivido el lunes 15 de abril su ‘penúltimo’ capítulo. El Consistorio ha decidido acogerse a la ampliación del Plan de Pago a Proveedores del Ministerio de Hacienda para abonar el último plazo de los más de 16, 7 millones de euros que Mislata se comprometió a pagar a la empresa constructora.
A pesar de renunciar a la concesión y abandonar las obras de Músico Ibars, el Gobierno municipal, en la anterior legislatura, se comprometió a pagar cerca de 17 millones de euros (16.749.121 según la auditoría) por los tres aparcamientos construidos y el socavón del cuarto.

Aquel convenio de liquidación establecía un calendario de pagos cuyo último plazo todavía estaba pendiente y que Lubasa había reclamado al Ayuntamiento, acogiéndose a la ampliación del Plan de pago a proveedores del Ministerio de Hacienda, que esta vez incluye también a las empresas concesionarias de la Administración.

Por eso, aunque el Gobierno de Mislata estaba negociando con Lubasa una refinanciación de la deuda, finalmente ha decidido acogerse a este nuevo plan para acabar de pagar gracias a un crédito del ICO.

De los 4, 4 millones de euros que reclamaba Lubasa al Ayuntamiento, la interventora sólo ha certificado 3.850.408 de euros correspondientes a los “costes de la obra ejecutada”, al considerar que los “honorarios facultativos y las tasas e impuestos” no pueden incluirse en este plan de pago a proveedores.

Con esta decisión, ha explicado la concejal de Hacienda, Mª Luisa Martínez, “se salda de una vez por todas la deuda con Lubasa, pero se sigue teniendo con los bancos. Ésa es la herencia que dejó el PP y su ruinosa gestión de los aparcamientos”.

De hecho, la contratación de este nuevo crédito no aumenta la deuda municipal, pero sí genera más intereses. Por eso, el Gobierno local ha convocado un pleno extraordinario para modificar también su Plan de Ajuste, la hoja de ruta para los próximos años que debe marcar el camino para superar la delicada situación económica del Ayuntamiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here