La Policía clausura una residencia de Paterna tras encontrar a seis ancianos desatendidos y en malas condiciones

0
239

policía localLa Policía Nacional, junto a agentes de la Policía Autonómica y de la Policía Local de Paterna, decidieron clausurar una residencia de ancianos ubicada en Paterna y trasladar a sus residentes después de encontrarlos ayer desatendidos, en una situación deplorable, ya que presentaban vómitos y olían a heces y a orines.

Al parecer, los agentes acudieron al lugar de los hechos atendiendo a la denuncia del familiar de una residente quien indicó que a su madre no la estaban atendiendo correctamente y la tenían sin comer. Según han confirmado fuentes municipales, otra persona también había alertado ayer a los servicios sociales del Consistorio sobre la situación.

Así pues, se desplazaron hasta el lugar de los hechos los agentes de los tres cuerpos de seguridad con funcionarios de servicios sociales del Ayuntamiento e, incluso, médicos del centro de salud. De los seis residentes que había, solo una tuvo que ser trasladada a un centro hospitalario. El resto quedaron bajo la responsabilidad de sus familiares salvo uno de los ancianos que no tiene familia y que fue trasladado a otra residencia de La Canyada.

La Policía ha imputado a la responsable de la residencia que, en ese momento, se encontraba sola haciéndose cargo de todos los ancianos. Según han explicado desde el Consistorio, al parecer, el resto de trabajadores habían cesado su actividad en el centro aunque no se ha podido precisar las circunstancias concretas ya que esta mujer, ayer, no se encontraba en plenas facultadas para relatar los hechos con coherencia, según pudieron comprobar también los responsables políticos que acudieron al centro: la alcaldesa, Elena Martínez, y los concejales del Mayor, Andrea Sánchez, y de Bienestar Social, Juanma Rodríguez.

En cualquier caso, las mismas fuentes señalan que esta situación no parece que se hubiera prolongado en el tiempo sino que fue ayer mismo cuando los residentes quedaron desatendidos durante horas por lo que no hubo que lamentar enfermedades o dolencias derivadas de esa situación que hubieran agravado el estado de los ancianos.

Aunque se trata de un centro privado, la Conselleria de Bienestar Social sí había realizado algunas inspecciones relacionadas con reclamaciones como la calefacción o la falta de material geriátrico. Quejas que habían sido analizadas y solventadas sin detectar ninguna otra deficiencia en la gestión.

En las próximas horas la policía tomará declaración como imputada a la persona responsable de la residencia aunque de momento no ha quedado detenida.

Rápida intervención

La alcaldesa de Paterna, Elena Martínez, ha agradecido hoy a los funcionarios municipales de Policía Local y Servicios Sociales su rápida intervención. Desde el primer momento, los agentes estuvieron en el lugar y activaron el protocolo de servicios sociales dando parte, entre otras cuestiones, al médico de guardia quien derivó a una de las ancianas al centro hospitalario debido a una crisis de hipertensión.

La Policía Local colaboró con la puesta en conocimiento de los hechos a los familiares e incluso en la búsqueda de una residencia alternativa para su alojamiento a la que fueron derivados tres de los ancianos, mientras que los otros dos marcharon con sus familias. Los informes elaborados por estos funcionarios municipales han sido derivados al Juzgado para que formen parte de las investigaciones pertinentes, así como a Conselleria de Bienestar Social para que puedan ser utilizados en la denuncia administrativa que efectuará la Generalitat Valenciana.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here