La nueva Oficina de Gestión de Movilidad permitirá a los vecinos comprobar en tiempo real a través de la web el estado de tráfico

1
76

Torrent dispone desde hoy con un sistema de gestión de movilidad que dará una mayor seguridad a los ciudadanos y permitirá una mayor fluidez del tráfico en toda la ciudad. El sistema permitirá desde la página web que estará operativa a partir de la semana próxima visualizar en tiempo real el estado del tráfico a través de las cámaras instaladas para dicha función.
Con la centralización semafórica, un centenar de sensores, una veintena de cámaras de control y diferentes paneles informativos los torrentinos disponen de una mayor tranquilidad en una ciudad en la que el tráfico está gestionado de manera que disminuyan los atascos y los problemas de tráfico en general además de conseguir una mayor eficacia de la Policía Local.

Además, los ciudadanos podrán en los próximos días conocer la situación del tráfico con sólo realizar una llamada de teléfono o conectarse a una página web específica donde podrá verse en tiempo real la situación del tráfico en la ciudad. Una nueva herramienta para los ciudadanos que entre otras cosas reducirá el consumo de carburante, la contaminación, hará de Torrent una ciudad más segura y que dará respuesta más rápida a cualquier emergencia. El sistema es como contar con 20 agentes de policía más en las calles las 24 horas para gestionar el tráfico y dar respuesta a accidentes.

La Oficina de Gestión de la Movilidad, situada en el Parc Hort de Trénor, es una iniciativa que el equipo de Gobierno torrentino planteó como una de las prioridades del programa electoral y que hoy es una realidad. Esta actuación se une a otras como ha sido la integración de la Policía Local en la red Comdes de la Generalitat que conecta a la policía con todos lo servicios de emergencia autonómicos.

Un nuevo servicio diseñado por INGEVIA y desarrollado por la empresa ABERTIS y el grupo ETRA que estará disponible 24 horas al día durante la semana y que hace que Torrent se convierta en la cuarta ciudad de España, después de Madrid, Barcelona y Valencia, en disponer de este sistema de última generación.

El equipamiento instalado en la Oficina de Gestión de la Movilidad permite que se envíen señales directas desde los diferentes sensores de tráfico a la central con el objetivo principal de adaptar las fases semafóricas según la necesidad del tráfico. El sistema estudia el flujo existente y lo reestructura para modificarlo en beneficio de los conductores. Además, el sistema permite el reconocimiento de matrículas en los diferentes accesos a la ciudad. Gracias a ello podrán realizarse operaciones como localizar coches robados, acotar zonas de paso para los vecinos de algunas zonas determinadas o determinar la afluencia de vehículos en la ciudad.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here