José Simeón colaboró activamente en la victoria española ante Turquía en el Campeonato de Europa sub-20

0
66

La selección española sub20 ha despejado las dudas que podía arrastrar previas al torneo con una paliza en la primera jornada del europeo de Bilbao a Turquía, a la que venció por un humillante 90-41. El base de Silla, José Simeón (Power Electronics Valencia), colaboró con 8 puntos, 2 asistencias y 3 rebotes en la victoria española.
Comenzó el partido con España jugando posesiones para Nikola Mirotic y Josep Franch. Los turcos cargaron el juego interior de nuestra selección, pero la clase de los jugadores españoles al tomar decisiones en defensa se impuso y por ello se llegó al 12-8 en el minuto 5. Nikola Mirotic cometió la segunda falta por buscar dos rebotes en ataque y fue sustituido para protegerle de faltas. Con la salida del base José Simeón y del ala-pívot Miguel Lorenzo, España aumentó su intensidad y se puso 16-10, por lo que el entrenador Mustafa Derin pidió tiempo muerto en el minuto 6. Pero este parón no le valió de nada a Turquía ya que con un triple de Joan Sastre España aumentó su ventaja (19-10). Si no hubiese sido por el 5/10 en tiros libres, la diferencia de más 14 (24-10) en el minuto 10 habría sido más abultada.

En el segundo cuarto, el excelente trabajo defensivo de los chicos de Juan Antonio Orenga condujo a que los turcos sólo metieran 14 tantos en los primeros 13 minutos (28-14). Aun así, el seleccionador español pidió tiempo muerto en el minuto 15 para ajustar un detalle en la retaguardia que había posibilitado el 28-18. La producción en ataque se detuvo, pero no se esfumaron las buenas sensaciones. Turquía se colocó en 2-3 y lo que no esperaban los otomanos era que Sastre y Franch rompiesen ese muro con dos triples. En el minuto 17 España dobló a Turquía (36-18) en una clara demostración de intensidad y de compañerismo. El 39-20 hizo justicia a lo visto en el Bilbao Arena hasta el descanso.

A pesar de que España se marchó por más de 20 al inicio del tercer cuarto (45-22, minuto 22), Juan Antonio Orenga siguió pidiendo ganas en defensa y la circulación de balón permitió dejar solos a los tiradores para acribillar. Tras una antideportiva de Turquía, el marcador se colocó en 50-22. La intensidad española fue tal que Franch machacó el aro en un contraataque tras un robo (56-24, minuto 26). El partido llevaba roto unos minutos y Orenga aprovechó para seguir ajustando su ataque y su defensa.

La dinámica del tercer cuarto se mantuvo y Juan Antonio Orenga hizo jugar a todos sus pupilos. Los 12 estuvieron a un gran nivel y por ello España se marchó al hotel de concentración con la sensación de que el trabajo se había completado con una muy buena nota. En la segunda jornada, España se medirá a Grecia (20:45 horas), la otra favorita del grupo que ha comenzado con un triunfo ante Austria.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here