El debate sobre la inversión para el campo de césped artificial acaba en una discusión a cuenta del estado de Masias

0
90

El pleno de Moncada aprobó ayer suscribir un convenio con la Diputación de Valencia para financiar al 50% la instalación de césped artificial en uno de los campos de tierra de La Pelosa. Sin embargo, los 275.000 euros que el Consistorio debe reservar en sus presupuestos de 2009 para este proyecto provocaron una acalorada discusión entre concejales del Bloc y del PP sobre el estado del barrio de Masias, que continuó después de que el alcalde levantara la sesión.
En su turno de palabra, el concejal del Bloc Modest Pasqual recriminó al equipo de Gobierno que destine una inversión tan elevada a la instalación de césped artificial en uno de los campos de La Pelosa “cuando hay otras necesidades más acuciantes en el municipio” entre las que citó “la urbanización de Masias que sigue sin alcantarillado, alumbrado ni asfaltado en las calles” o la falta de locales adecuados para muchas asociaciones.

Lejos de reconducir el debate al convenio a suscribir con la Diputación, varios concejales del PP acusaron a la oposición de “no hacer nada” durante sus años de gobierno para solucionar los problemas de Masias y su portavoz, Jesús Gimeno, recordó que el Ayuntamiento ha destinado en esta legislatura 600.000 euros a la redacción del proyecto del Plan de Reforma Interior (PRI) del barrio.

Asimismo, alegó que “destinar un importe económico a las instalaciones de La Pelosa no supone dejar de invertir en otras cuestiones” aunque el argumento no pareció convencer al Bloc que votó en contra del convenio para la instalación de césped artificial y, al acabar el pleno, recriminó al alcalde, Juan José Medina, que en su intervención le acusara de “faltar a la verdad” cuando habló de la situación de Masias pues Pasqual es vecino de la zona.

El convenio aprobado ayer obliga al Ayuntamiento a reservar una partida de 275.000 euros para financiar el 50% de la instalación del césped artificial. Según las estimaciones de la Diputación, el máximo que puede costar la intervención, contando con que el césped elegido, de fibra de coco, es de la máxima calidad disponible, es de 550.000 euros, aunque Gimeno advirtió de que, probablemente, el coste final de la obra será menor.

Mientras el Bloc alegó que la inversión en unas instalaciones tan alejadas del casco urbano como las de La Pelosa demuestra que el Consistorio “no camina hacia una Ciudad del Deporte” que centre todas las instalaciones deportivas en un entorno cercano al municipio, el PSPV lamentó la rapidez con la que se convocó el pleno extraordinario y consideró que “desde el mes de marzo que se puso a disposición de los ayuntamientos el convenio marco, se podía haber consensuado con la oposición cómo y dónde destinar ese importe económico”.

Sin embargo, “partidarios de ofrecer a los vecinos de Moncada un campo de césped artificial”, el PSPV optó por abstenerse en la votación “para que el equipo de Gobierno no diga que siempre estamos en contra de sus proyectos”. El Bloc, por su parte, decidió votar en contra. Finalmente, los votos a favor del PP sacaron adelante la firma del convenio.© Celia Dubal//Hortanoticias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here