Defensa y Paterna firman la cesión de los terrenos para la tramitación de la Zona Franca mientras Compromís pide su paralización

0
125

Paterna zona franca China
El alcalde asegura el interés de varias decenas de empresas internacionales en la futura Zona Franca.

El alcalde de Paterna, Lorenzo Agustí, ha firmado esta mañana en Madrid el acuerdo con el director de la Gerencia de Infraestructura y Equipamiento de la Defensa, Fernando Villayandre, que permite la puesta a  disposición de 414.836 m2 del campo de Tiro de las Muelas para la tramitación de la Zona Franca Comunitat Valenciana.

Dichos terrenos fueron desafectados de fin público el pasado 8 de febrero de 2012 ya que las parcelas han dejando de tener carácter militar. El suelo en cuestión es colindante con la Actuación Territorial Estratégica Puerto Mediterráneo.

El acuerdo tiene una duración de seis meses prorrogable por otros seis meses más, a fin de tramitar en este periodo de tiempo la autorización del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas para la conformación de la Zona Franca. Una vez alcanzada la autorización del Ministerio de Hacienda, se firmará un nuevo convenio en el que se fijarán las condiciones por las cuales se otorgará al Ayuntamiento el correspondiente derecho de superficie de los terrenos.

El documento firmado hoy entre el máximo responsable de la gestión de los terrenos y equipamiento del Ministerio de Defensa y el alcalde de Paterna es imprescindible para poder proseguir con la tramitación de la Zona Franca ya que desde el Ministerio de Hacienda se exige la disposición de los terrenos previa a su autorización.    

Agustí quiso destacar el apoyo y buena predisposición del Ministerio de Defensa, necesario para la viabilidad del proyecto. “Consideramos que es un acuerdo que beneficiará a las dos partes”, indicó el primer edil quien recordó que el proyecto Zona Franca supone una oportunidad de reindustrialización para la Comunitat Valenciana.

Según el Plan Director de la Zona Franca, las empresas a las que principalmente se dirige el proyecto son relacionadas con los sectores de  biotecnología, nanotecnología, automoción, alimentación, farmacéutica, informática, electrónica y de equipamiento hospitalario, aunque podría estar abierto a otros sectores que se consideraran de interés.

El alcalde ya ha recabado más de una treintena de adhesiones de empresas internacionales interesadas en la puesta en marcha de este espacio. Además, Lorenzo Agustí logró la conformidad de todas las entidades empresariales locales y de la Comunitat Valenciana, documentos que se añadieron a la solicitud de la autorización.

El Plan Director detalla que la Zona Franca podrá generar alrededor de 71.000 empleos y además de la implantación de nuevas multinacionales beneficiará a cientos de empresas valencianas que pueden ser proveedores de las que allí se instalen, generando sinergias entre ellas.

Agustí indicó que “se trata de un proyecto muy complejo en el cual llevamos casi dos años trabajando con gran seriedad y siguiendo todos los pasos necesarios, pero valdrá la pena porque supondrá una herramienta de crecimiento económico no sólo para el municipio sino para la Comunitat Valenciana”.  

El primer edil recordó que “en el contexto económico actual, contar con una zona franca en la Comunitat permitirá competir en igualdad de condiciones con gran cantidad de regiones de todo el mundo que ofrecen a las potenciales empresas inversoras unas ventajas que la Comunitat actualmente no puede ofrecer”.

Compromís exige su paralización

Mientras este acuerdo se suscribía en Madrid, el grupo municipal de Compromís en Paterna ha seguido insistiendo en la paralización del proyecto al considerar que la creación del Consorcio que debe gestionarlo vulneraría la nueva Ley de Racionalización de la Administración Local que prohíbe a los ayuntamientos inmersos en un plan económico financiero o plan de ajuste crear consorcios o empresas públicas.

“Aún así, en 2014, Lorenzo Agustí prevé gastarse más de 56.000 euros en consultorías para la promoción y tramitación del proyecto; 12.000 euros en asesorías jurídicas; 10.000 euros en misiones comerciales; 6.500 euros en la representación en China; y otros 12.000 euros para la creación ‘ilegal’ del consorcio. En total 115.000 euros, un dinero que se tiraría a la basura si el consorcio finalmente no se constituye. Por ello ahora todavía estamos a tiempo de destinarlo a promoción social, con el objetivo de desarrollar planes de acción directa en la promoción y creación de nuevos puestos de trabajo en el municipio y para el mantenimiento de los Servicios Sociales”, ha explicado el portavoz de Compromís, Juanma Ramón.

En ese sentido, fuentes municipales han facilitado una nota jurídica en la que se considera que la creación de este consorcio no vulneraría la nueva ley ya que los acuerdos plenarios que dan inicio a su tramitación son anteriores a la fecha de entrada en vigor de la ley de Racionalización de la Administración Local: 31 de diciembre de 2013.

Además, la creación del consorcio no es voluntad del Ayuntamiento sino que viene exigida por imperativo legal y, a ello, se suma el hecho de que Paterna pretende que sea una empresa privada concesionaria la que explote la Zona Franca por lo que la constitución del Consorcio “no generará incremento ni de dotaciones, ni de retribuciones ni de otros gastos de personal al servicio del Sector Público”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here