La Guardia Civil participó en el rescate de 17 personas atrapadas por la lluvia en Quart de Poblet y Alboraya

247

La Guardia Civil de Aldaia y Tavernes Blanques han participado esta semana en dos complicados rescates en Quart de Poblet y Alboraya durante el episodio de fuertes lluvias que ha dejado el mes más lluvioso que se recuerda en la última década. Los efectivos desplazados pusieron a salvo a dos personas que se habían quedado atrapadas con su camión en un torrente de agua, y a otras 15 personas que estaban durmiendo en sus casas.

El pasado 21 de marzo, a las 19:50 horas, la Central Operativa de Servicios informó a agentes de la Guardia Civil de Aldaia sobre un camión que se había quedado atrapado en un torrente de agua en el Barranco del Gallego del Poyo, en el término municipal de Quart de Poblet.

Una vez conocidos los hechos por la Guardia Civil, se puso inmediatamente en marcha el dispositivo de búsqueda y localización de estas personas, formado por diferentes patrullas de la Guardia Civil de Aldaia.

Los ocupantes, 2 hombres de 25 y 35 años, fueron localizados en el interior de un camión frigorífico, el cual estaba atrapado en el torrente, y del que era imposible salir por sus propios medios, ya que el agua llegaba a la altura de las ventanillas.

Ante el peligro inminente del camión ser arrastrado por el agua, los agentes, en colaboración con bomberos de Torrent, localizaron una zona donde la corriente era menor. Desde esta ubicación, bomberos procedió a la evacuación de los ocupantes en una barca de rescate, que se encontraba atada al vehículo oficial y asegurada por los agentes, para que no fuera arrastrada por la corriente de agua. Momentos después de realizar el rescate, el camión fue arrastrado por el agua.

Después de una complicada tarea, la rápida actuación y la pericia por parte de los agentes y bomberos, posibilitó el rescate de los dos ocupantes que fueron sacados del vehículo sin resultar heridos.

Además de este rescate, el día 22 de marzo a las 02.30 horas, la Guardia Civil de Tavernes Blanques fue requerida por un aviso de la Central Operativa de Servicios para trasladarse a la partida Saboya sita en la zona Port Saplaya de Alboraya por el desbordamiento de la desembocadura del barranco del Carraixent.

Cuando los agentes se personaron en las proximidades de la zona indicada por la Central Operativa, observaron cómo estaba completamente inundada y era imposible el acceso con el vehículo oficial. Por ello, continuaron a pie hasta las viviendas. El acceso a las casas resultó complicado y difícil, ya que el nivel del agua cada vez era mayor y ya alcanzaba un metro de altura.

Una vez en el lugar, los agentes procedieron a evacuar a todos los residentes, que se encontraban durmiendo y no eran conscientes de la situación exterior, hasta una zona segura.

Finalmente, los agentes, en colaboración con bomberos del parque de la Pobla de Farnals, lograron evacuar a 15 personas y a sus mascotas, sin ningún tipo de lesión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.