Quantcast

CSI·F denuncia la presión y sobrecarga que sufren los vigilantes del aeropuerto de Manises y pide mejoras laborales

El sindicato CSI·F ha alertado de la presión y la sobrecarga laboral que sufren los alrededor de 120 vigilantes de seguridad que desarrollan su trabajo en el aeropuerto de Manises. En concreto, la central sindical advierte de la progresiva reducción de plantilla, el incremento de pasajeros, que alcanzan los 7.000 por turno, y las malas condiciones de climatización en las instalaciones, que no rebajan las altas temperaturas y provocan mareos.

Por ello, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI·F) ha instado a Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA) a adoptar medidas que permitan reforzar las plantillas y atender con mayor dotación de personal los puntos de entrada de pasajeros. El sindicato recuerda que desde el pasado verano hasta la actualidad la cifra de trabajadores ha bajado de 135 a 120.

CSI·F reivindica igualmente mejores condiciones de climatización. El sindicato lamenta que AENA se haya limitado a instalar ventiladores de escasa potencia en el techo para atenuar el calor que, además, apaga por las noches. Esta circunstancia, unida a las largas colas de usuarios a los que atender y a los turnos de hasta nueve horas casi ininterrumpidas, está generando sensación de mareo a empleados de seguridad aeroportuaria.

El sindicato relata que los vigilantes han de informar a cada pasajero de medidas como que debe extraer líquidos y aparatos electrónicos de sus bolsas de viaje o que deben descalzarse quienes llevan botas. En este procedimiento, se encuentran con usuarios que desconocen la normativa, el idioma o que prefieren no colaborar. Los vigilantes tratan de realizar su labor con meticulosidad mientras AENA apremia a que la cola de pasajeros discurra con extrema rapidez. También se enfrentan a las continuas modificaciones de criterios en los procedimientos por parte de los superiores de los vigilantes.

La central sindical avisa que la presión para los responsables de seguridad del aeropuerto de Manises puede ascender en verano, con el aumento de pasajeros. Por ese motivo reclama mayor apoyo por parte de AENA, mejor limpieza y ventilación en los filtros de acceso y unos criterios homogéneos para que los trabajadores puedan desarrollar su labor con la máxima profesionalidad y eficacia.


 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *