Valencia Basket bate su récord de victorias seguidas fuera de casa en Liga tras ganar en Manresa

0
104

Valencia Basket. Bruixa d'Or Manresa. Liga ACB

Con su triunfo en el Nou Congost por 64-76, el Valencia Basket ha sumado su séptima victoria consecutiva como visitante en Liga Endesa y bate su mejor marca, que databa de la temporada 99-00 cuando encadenó seis triunfos seguidos lejos de la Fonteta.

El Valencia Basket consiguió una trabajada victoria en casa de La Bruixa d’Or, con Justin Doellman,  que jugó pese a su reciente fractura del tabique nasal, como líder de su equipo (18 puntos, 16 valoración) y Romain Sato rematando la faena, con 13 puntos en el último cuarto.

Pese a la derrota (64-76), La Bruixa d’Or no ha sufrido en exceso por el adiós de Dominic Waters,  y aunque fue siempre a remolque, su defensa y entrega dio mucha batalla.

Eriksson y Monroe daban el primer impulso a La Bruixa d’Or con dos triples (8-4, min.3). El Valencia rápidamente se puso las pilas y con Van Rossom y Barton consiguió un parcial de 0-8, que situaba en el marcador en 8-12 (min.6). Arteaga volvía a acercar a su equipo con un 2+1 (11-12, min. 6). Aparecía Doellman, que no fue titular, y junto a Dubljevic marcaban de nuevo la diferencia (15-25, min. 10).

La conexión Hernández-Arteaga daba buenos frutos. Otra asistencia del base permitía anotar a Kouguere y acercar a La Bruixa d’Or (21-27, min.14). Por mucho que lo intentaba, el Valencia no conseguía abrir brecha, de manera que llegó al descanso 6 arriba gracias a una canasta final de Triguero (31-37, min. 20).

El equipo taronja volvió enchufado del vestuario, encadenó 7 puntos consecutivos con los que de nuevo distanciaba a La Bruixa d’Or (36-47, min. 23). Pero los manresanos no se daban por vencidos. Ahora el parcial era para los catalanes (9-0) que ponía el marcador en 47-49 (min. 27). Cortaba la racha un triple de Dubljevic para llegar al final del cuarto con 50-54 (min. 30).

Y en el último cuarto, apareció Sato. Sus 13 puntos en este acto fueron determinantes para el triunfo de los suyos. Empezó encadenando un 2+1 y un triple (52-56, min.32). Van Rossom taponaba a Arteaga y Ribas,  Sato y Doellman (de triple) anotaban (60-69, min.36).

Cinco puntos consecutivos de Giannopoulos.,  le permitían a La Bruixa d’Or seguir soñando con la sorpresa final, pero Monroe fallaba dos tiros seguidos y enterraba toda posibilidad de victoria de su equipo. El triple final de Sato dejó el marcador con la máxima diferencia del partido (64-76, min.40)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here