UPyD Burjassot aboga por pedir más información a empresas y mayor transparencia para prevenir la corrupción

1
102
plan corrupción UPyD burjassot
Galindo, Cantó y Serrador sacando ‘tarjeta roja’ a la corrupción.

Unión Progreso y Democracia (UPyD) de Burjassot ha presentado este fin de semana su Plan para la prevención y erradicación de la corrupción en las administraciones locales con una serie de medidas tendentes a prevenir esta práctica y cuyo contenido ya presentaron hace unos días por registro de entrada del Ayuntamiento para que sea tenido en cuenta por el Gobierno municipal.

En un acto abierto a la ciudadanía y que contó con la presencia del diputado nacional de la formación Toni Cantó, el portavoz de UPyD Burjassot, José Serrador, y el presidente de la Asociación Española de Sujetos Obligados en prevención de Blanqueo de Capitales (ASEBLAC), Juan Carlos Galindo, explicaron el plan que consta de una serie de medidas tanto generales como específicas para el Ayuntamiento de la localidad con las que se pretende erradicar la corrupción en el Consistorio.

Conscientes de que estos delitos son muy difíciles de detectar de manera inmediata, lo que implica que sean juzgados con años de retraso, el plan se ha centrado en medidas que permitan evitar, incrementando las canales y requisitos de control, este tipo de prácticas.

Como medidas generales, aplicables a toda administración pública, Galindo habló de la necesidad de aumentar los requisitos de información que las entidades públicas solicitan a los proveedores generales y empresas licitadoras para adjudicarles algún trabajo o servicio. El objetivo, según explicó, es “dificultar a las empresas pantalla, a las sociedades ad hoc, que accedan a licitaciones públicas”.

Para ello, se plantea que se proceda a la identificación del titular formal de la empresa (con la escritura de constitución de la misma, el CIF, el DNI del administrador o la verificación de que el representante de la misma lo sea), así como del titular real de la misma. En ese sentido, según la ley, está obligado a identificarse cualquier persona que posea más del 25% de participación de una empresa. Así, las administraciones públicas deberán solicitar la escritura de manifestación de titularidad real, el certificado del número de cuenta bancario con el que se va a operar, las cuentas anuales y el último trimestre del IVA de la empresa y el certificado de no ser una persona “expuesta públicamente”.

El plan de UPyD también propone que se elabore un registro de empresas en función de su actividad para evitar que concurra a aquellos concursos que no estén relacionados con su objeto social así como la comprobación de las actividades declaradas por la empresa, un seguimiento continuo de la relación de negocio y la revisión periódica de la documentación e información de las empresas que trabajen con el Ayuntamiento.

En el caso concreto de Burjassot, la formación política propone crear una unidad u oficina técnica de prevención de delitos que podría enmarcarse dentro de la Oficina Presupuestaria Local y que se encargue de la vigilancia y cumplimiento tanto de su plan de medidas como del “cumplimiento estricto de los salarios y dietas, así como de cualquier otro tipo de retribución en metálico o en especie de los cargos electos y personal del Ayuntamiento”.

Asimismo, UPyD plantea la creación de canales de denuncia seguros y anónimos y la implementación de medidas de transparencia como la publicación del presupuesto municipal, de las retribuciones de los cargos públicos, de la relación de puestos de trabajo y la grabación y publicación de las comisiones informativas como ya se hace con las sesiones plenarias.

En ese sentido, Serrador también incluyó como medidas de transparencia la publicación de gastos e ingresos de la empresa pública CEMEF, la publicación de las condiciones y de los responsables de los grandes convenios que suscriba el Ayuntamiento (como los de Eroski o Leroy Merlín) y la publicación de las retribuciones de los representantes municipales en las entidades metropolitanas.

Por último, UPyD ha propuesto en su plan de medidas para prevenir y erradicar la corrupción que se elabore una ordenanza por la que se cree un Registro Público de Regalos, Obsequios e Invitaciones Institucionales en los que todos los cargos públicos, asesores y funcionarios con capacidad de decisión declaren todos aquellos regalos que reciban en el ejercicio de su cargo. Además, la ordenanza deberá recoger la prohibición expresa de aceptar un regalo cuya cuantía sea superior al límite que establezca esa misma norma.

Serrador pidió a los grupos que forman parte del equipo de Gobierno de Burjassot que tome en consideración esta propuesta ya que tanto el PSPV como Compromís a nivel autonómico mostraron su predisposición ante el presidente de ASEBLAC de implementar medidas de este tipo en las instituciones.

Por su parte, Toni Cantó destacó que UPyD es pionero en aplicar medidas de transparencia y anticorrupción de manera voluntaria, sin que haya ninguna ley que le obligue, y abogó por la necesidad de una ley de transparencia así como de medidas que reduzcan la impunidad de los políticos como la despolitización de la justicia, los aforamientos o el sistema de indultos.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here