Una parroquia de Silla ofrece desayuno diario a 45 niños de familias sin recursos

1
53
Foto: AVAN.
Foto: AVAN.

La parroquia San Roque de Silla lleva desde el inicio del curso escolar atendiendo a 45 niños de familias sin recursos, proporcionándoles un desayuno diario, así como el almuerzo para que lo lleven a clase, según ha informado AVAN. El comedor social funciona gracias a la ayuda de voluntarios y de los comercios que donan los alimentos.

El desayuno “a base de leche, cereales, galletas y zumos, incluye también pan y fiambre para que los niños puedan llevarse almuerzo al colegio”, ha explicado el párroco, Antonio Ferrando, que hace dos años abrió en su parroquia el Comedor Social Santa Ángela de la Cruz para que pudieran comer allí personas sin recursos a mediodía.

Con el nuevo servicio de desayuno, cada mañana acuden “en primer lugar los niños que cursan la ESO, ya que entran más temprano al colegio y a continuación vienen los más pequeños”, continúa Ferrando, quien ha añadido que “los niños vienen acompañados de sus padres, que aseguran que, si bien antes les costaba levantar a los pequeños, ahora se despiertan con alegría para acudir al desayuno”.

Del comedor se encargan voluntarios, en su mayoría jubilados o con disponibilidad en esa franja horaria. A las 7 de la mañana preparan los alimentos del desayuno y son los propios padres los que sirven y preparan los bocadillos a los pequeños.

La iniciativa, en la que colaboran también comercios y feligreses de la localidad que donan alimentos y zumos, surgió “ante la carencia detectada por los propios profesores, de niños que no podían desayunar”.

Igualmente, “eran muchas las familias del comedor que nos pedían leche y cereales”, según el párroco que ha señalado que “también resulta muy educativo para los niños, que aprenden el hábito de desayunar con un horario, sin prisas y en grupo”.

Está previsto que al inicio del mes de octubre, la parroquia ofrezca también un aula de estudio para que los padres asistan con los niños a hacer los deberes, acompañados por un profesor voluntario, con el objetivo de “reforzar el hábito de los propios padres que en ocasiones se sienten inseguros para ayudar a sus hijos en las tareas escolares”.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here