Un sondeo ciudadano elegirá el uso del mercado de Burjassot entre cuatro opciones que incluyen un espacio gastronómico y un supermercado

El próximo jueves 14 de abril, el Ayuntamiento de Burjassot llevará a cabo un sondeo ciudadano para determinar cuál será, finalmente, el uso comercial que tenga el Mercado rehabilitado de la plaza Baltasar Mallent. Así, los vecinos y vecinas mayores de 16 años y empadronados en Burjassot que quieran participar en el sondeo, podrán votar, una única vez, la opción que consideren más conveniente entre las cuatro propuestas: espacio gastronómico, galería comercial, supermercado o mercado temático temporal.

Los vecinos dispondrán de dos vías para votar. Una de ellas será acudiendo presencialmente al Consistorio, a la Casa de Cultura o al Centro Social Isaac Peral, en horario de 9 a 14 y de 16 a 20 horas. En cualquiera de los tres centros municipales podrán votar por su opción. La otra vía para votar será a través de internet, mediante una plataforma digital que quedará ubicada en la web municipal, www.burjassot.org. Las personas que hayan votado en uno de los centros municipales habilitados no podrán hacerlo en otro, de igual manera que las personas que opten por el voto digital, no podrán hacerlo físicamente y viceversa.

De las casi 200 propuestas de uso que se recibieron, y tras el periodo de análisis y valoración de las mismas, los técnicos municipales han englobado las ideas más repetidas en cuatro posibles opciones de uso, que son las que se someterán a votación. Una de las opciones pasa por convertir el Mercado en un espacio de gastronomía y restauración, dedicado a la venta de productos gastronómicos con locales de restauración y con la posibilidad de completar la oferta con actuaciones culturales.

Otra opción de uso es la de mercado temático de temporada, dedicado durante un tiempo acotado a un tema diferente, que podrían ser, entre otros, outlet, mercado solidario, mercado de artesanía, ferias de tecnología, comercio, etc… La tercera opción pasa por la ubicación en este espacio de un supermercado, mientras que la última opción sería convertir el emplazamiento en una galería comercial que acoja diferentes tipos de negocios como venta de libros, ropa de segunda mano, etc.


 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *