UGT y el Gobierno de Massamagrell evidencian su mala relación culpándose mutuamente de nula voluntad de negociación

1
879

Si en algo parecen estar de acuerdo la sección sindical de UGT en el Ayuntamiento de Massamagrell y el Gobierno municipal es en reconocer la falta de negociación. Ahora bien, a la hora de identificar al culpable, vuelven a posturas contrarias.

UGT ha pedido al alcalde, Francisco Gómez, que revoque la delegación de Personal al actual concejal Damián Crespo, al que acusan de persecución, acoso y de actitudes antisindicales con los representantes de este sindicato. Por su parte, el equipo de Gobierno achaca a UGT una actitud obstruccionista y de boicot constante a los intentos por constituir la Mesa de Negociación.

Según el comunicado de UGT, no reconocen a Crespo la capacidd de negociación que se le presupone como concejal de Personal “debido a las formas sectarias, manipuladoras y vengativas” de sus actuaciones entre las que destacan la “manipulación, a su antojo y al objeto de perjudicar a UGT, las decisiones adoptadas en la Mesa General de Negociación”.

El alcalde del municipio ha salido al paso de estas acusaciones defendiendo la labor de su concejal y acusando a la sección sindical de UGT de tener desde el principio de esta legislatura, y frente al equipo de Gobierno, “una actitud obstruccionista y beligerante”.

Además, ha asegurado: “De ninguna de las actas de la Mesa o de sus acuerdos se puede deducir o aducir que existen o han existido manipulaciones o actitudes vengativas frente a ninguna organización sindical presente en la misma, pero sí que tenemos que decir que una de las actas no ha sido aprobada porqué la UGT se desdice de lo acordado y propuesto por ella misma en dicha Mesa”.

Queremos manifestar que este equipo de Gobierno siempre ha tenido la voluntad negociadora en todo momento, y así lo demuestran los acuerdos alcanzados. También informamos que nuestra estrategia de negociación es diferente sustancialmente a la que venían acostumbrados los representantes de UGT en este Ayuntamiento, ya que ahora nada se negocia fuera de los foros de negociación, y desde el primer día de este Equipo de Gobierno nuestra intención fue acabar con los acuerdos de pasillo y los pactos de despacho, nuestras negociaciones tienen luz y taquígrafos, y esto es lo que parece que no aceptan los representantes de UGT”, ha declarado el alcalde quien ha pedido a UGT que recupere “la actitud positiva en la negociación, responsabilidad y buena fe, ya que esto redundará en la búsqueda de soluciones para los empleados públicos”.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here