Quantcast

Torrent negocia con Ferrocarils reactivar el Museo del Ferrocarril y crear una zona lúdica en los talleres de FGV

El Ayuntamiento de Torrent y Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana ha retomado las negociaciones encaminadas a poner en marcha dos proyectos en la zona de los talleres de FGV en Torrent: el museo del ferrocarril y la creación de una zona lúdica.

fgv-talleres-torrent

El Museo del Ferrocarril es una reivindicación histórica del consistorio que data del año 1994 que pretende revalorizar y acercar al público los antiguos talleres y máquinas ferroviarias históricas de los siglos XIX y XX, creando un atractivo turístico para la ciudad.

El alcalde de Torrent, Jesús Ros, explicó que este proyecto se paralizó en 1995 “en puertas de la formalización del convenio que no llegó a firmarse por el cambio de color de la Generalitat”. Ros explicó que el museo ocuparía unos 20.000 metros cuadrados de los actuales talleres de FGV “donde se guardan auténticas maravillas del siglo pasado que merecen ser contempladas y visitadas”.

Nuevo espacio lúdico en Torrent

El otro proyecto conjunto entre FGV y Torrent es el de la creación de un espacio lúdico “al ejemplo del ya existente en la Marxadella o el Conill” de unos aproximadamente unos 6.000 metros cuadrados “abiertos al barrio y a los vecinos”.

Para llevar a cabo este proyecto, el consistorio torrentino deberá llegar a un acuerdo con FGV ya que los terrenos deseados pertenecen a Ferrocarrils. Ros explicó que este tema no debería ser un problema en las negociaciones para la puesta en marcha del proyecyo

Ros ha apuntado que este lugar “es un lugar excepcional ubicado en el barrio del Moli, cerca del casco histórico para la creación de un espacio lúdico, pero que se pueda disfrutar todo el año. Si al Museo del Ferrocarril se le sumara la creación de este espacio sería todo un éxito. El consistorio está en estos momentos en fase de reuniones técnicas con FGV y a la espera de que nuestra solicitud sobre el espacio público tenga vía verde”.

El alcalde explicó que estos dos proyectos pretenden poner un valor una zona que el pasado mes de mayo sufrió un incendio y que, como muestra la imagen, sufre constantes actos vandálicos, especialmente por grafiteros que acceden a la instalación para pintar los vagones allí aparcados.


 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *