Torrent inicia con éxito la ‘Zona de Intercambio’ de conocimientos

0
56

Torrent. cijEl Centro de Información Juvenil de Torrent, CIJ, ha puesto en marcha el proyecto ‘Zona de Intercambio’, una actividad dirigida a todos los torrentinos y torrentinas mayores de edad, que de una manera altruista ofrecen sus conocimientos o habilidades a aquellas personas que lo requieran, a cambio de aprender alguna destreza del otro. Esta iniciativa, que se basa en el concepto de trueque y cuya moneda de cambio es el tiempo, promueve la cooperación entre las personas y la reciprocidad.

Se trata de una actividad novedosa y muy apropiada para los tiempos que corren, pues dejando de lado el dinero, los participantes pueden aprender todo tipo de conocimientos. Aquellas personas que están interesadas en participar, sólo tienen que acudir a las instalaciones del CIJ, donde tras realizar una entrevista previa, pasan a ser socios, y automáticamente se ofrecerán sus servicios en la web www.torrentjove.com.

A día de hoy, ya son muchas las personas que están interesadas en participar ofreciendo clases muy variadas y para todos los gustos. Clases de idiomas, lecciones de instrumentos musicales, acompañamiento a personas mayores, colaborar en las tareas del hogar, realizar arreglos domésticos, reparar ordenadores, o crear Webs, son algunas de las que ya se están ofreciendo y están teniendo una gran demanda.

Los interesados únicamente tienen que ponerse en contacto con el personal del Centro de Información Juvenil de Torrent, preguntar por el tipo de servicio por el que está interesado, y ellos les facilitarán el nombre y el teléfono de contacto de las personas que son socias de la Zona de Intercambio y que ofrecen ese servicio. El o la interesada únicamente tendrá que contactar con ellos, y llegar a un acuerdo de horario y lugar de encuentro.

Uno de los aspectos más interesantes de esta iniciativa, es que la moneda de cambio es el ‘tiempo’, es decir, por cada hora de servicio que preste un socio, conseguirá una hora de  crédito para recibir otro servicio que se haya ofertado en la Zona de Intercambio, (ZdI).

Las posibilidades son múltiples, pues cada oferente aportará una propuesta diferente. Clases de percusión, de dibujo, de mecánica, de japonés, o un taller de recetas de cocina para sobrevivir, son algunas de las habilidades que se demandan y que, por ahora, buscan voluntarios para ser impartidas.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here