Mislata exige al unísono mejoras inmediatas en su atención sanitaria y la salida del área de salud de Manises

0
65

Entre 1.000 y 3.000 personas, según diferentes fuentes, han asistido a la primera de las tres manifestaciones convocadas por la Coordinadora de Asociaciones de Vecinos de Mislata por la sanidad pública y como protesta por los incumplimientos de la Conselleria de Sanidad respecto al Hospital Militar en la que se ha exigido la salida de Mislata del área de salud de Manises, de gestión privada.
Por primera vez desde que comenzó esta larga lucha, todos los partidos políticos han marchado tras la misma pancarta: “Todos unidos por la sanidad de Mislata”.

La manifestación ha partido a las 18.00 horas desde la puerta de Urgencias del Vázquez Bernabeu, en la calle Dolores Ibárruri, para recorrer la calle San Antonio y enlazar con Gregorio Gea a través de Blasco Ibáñez y desembocar en la plaza del Ayuntamiento donde el portavoz de la Coordinadora, Julián Martínez, ha leído el manifiesto.

En su discurso ha justificado las movilizaciones “ante las constantes y seguidas faltas a la verdad que se producen por parte de la Conselleria de Sanidad a consecuencia de las deficiencias que sufre la población de Mislata en su atención sanitaria en el antiguo Hospital Militar y el incumplimiento del compromiso firmado por dicha Conselleria el pasado 24 de Noviembre de 2009”.

A pesar del compromiso suscrito por la Conselleria, las deficiencias en atención, servicios e infraestructuras en el ex Hospital Militar son tales que a las manifestaciones se ha sumado también el PP de Mislata, ausente de las celebradas en 2009 antes de suscribir el acuerdo con la Conselleria. A tres meses de las elecciones, el alcalde, Manuel Corredera, dio un plazo de 20 días a Sanidad para solucionar los problemas o, de lo contrario, el PP local “tomaría las medidas oportunas”.

De momento, se ha puesto tras una pancarta junto a los líderes de otros partidos políticos como el PSPV, EU, Compromís per Mislata, UPyD, Coalición Valenciana, SPES y los representantes de CCOO y UGT, entre otros.

Desde la Coordinadora han recordado el “grave detrimento” que ha sufrido el Vázquez Bernabeu “tanto en servicios básicos como en reducciones de personal y atención sanitaria […] hasta el extremo de haber estado sin agua potable, sin calefacción y en la actualidad con una atención sanitaria que lleva a que médicos especialistas estén dando citas a cuatro meses vista, que en servicios como rehabilitación se puedan alargar a seis meses”.

En su discurso, el portavoz de la Coordinadora ha propuesto al conseller de Sanidad, Manuel Cervera, que si no es capaz de arreglar la situación de Mislata, que dimita y ha exigido a la Conselleria que saque al municipio del área de salud de Manises, de gestión privada, y la devuelva a su área original donde el hospital de referencia era La Fe.

“La población de Mislata con las 48.786 S.I.P. médicas registradas, tienen el derecho a recibir una sanidad digna (no tercermundista como la que está recibiendo) y es por lo que está Coordinadora vecinal inicia nuevas manifestaciones y cuantas medidas de mayor calado considere oportunas hasta la consecución total y la solución al problema que ha planteado nuestra inclusión en el área sanitaria del Hospital de Manises, y que ha terminado siendo, a las primeras de cambio, una mera transacción económica en la que el ciudadano de Mislata se ha convertido en un cheque al portador”, ha denunciado.

El manifiesto de los organizadores ha incluido la exigencia a la Conselleria de Sanidad, además de volver a la situación anterior a la incorporación al área sanitaria de Manises, de la devolución del servicio de Urgencias de primaria al Ambulatorio de donde fueron sacados, la regularización de unas Urgencias Medicas Hospitalarias con servicio de Pediatría como figura en el compromiso firmado por Conselleria de Sanidad y la implantación de un servicio de planificación familiar como se puntualiza en dicho compromiso así como las entre 20 y 40 camas de corta estancia para la población de Mislata.

Asimismo, los vecinos exigen el cumplimiento inmediato del Compromiso Firmado por Conselleria de Usos del Antiguo Hospital Militar para la población de Mislata, el uso del ex Hospital Militar como Hospital de referencia dentro de una sanidad pública y digna para esta población y, mientras se adecuan los servicios de dicho Hospital, ser atendidos por el Hospital La Fe o en su caso por el Hospital General por la proximidad del mismo a Mislata”.

Pacto social por la sanidad

La unidad vivida en la manifestación se pretende trasladar a un gran pacto social por la sanidad pública que el PSPV del municipio ha planteado a todas las fuerzas políticas y sociales de Mislata. Desde las filas socialistas aseguran que no van a parar “hasta que Mislata salga del área de salud de Manises” ya que consideran que, desde su inclusión, la atención sanitaria es “tercermundista”.

La semana próxima está previsto concretar ese gran pacto social en el que se espera la presencia del PP al igual que ha estado presente en la manifestación de este jueves y en las venideras, según anunció su candidato a la reelección, Manuel Corredera.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here