Los recortes de las distintas administraciones hacen perder a los empleados públicos un 25% de poder adquisitivo en cuatro años

1
88

01.hortanord.ugtLa Federación de Servicios Públicos del sindicato UGT ha iniciado una campaña para recuperar la “dignidad” de los empleos públicos a través, principalmente, de la recuperación del salario que les ha sido recortado con la aplicación de las medidas de ajuste de las diferentes administraciones públicas y que han provocado que hayan perdido un 25% de poder adquisitivo en los últimos cuatro años.

Así lo ha explicado en rueda de prensa el secretario general comarcal de FSP-UGT en l’Horta Nord-Camp de Turia-Camp de Movedre, Agustín Gómez, quien ha insistido en que esta pérdida de poder adquisitivo de los funcionarios y trabajadores del sector público, de los que dependen 2 millones de familias en España, ha frenado el consumo y, por tanto, tiene consecuencias negativas en la economía del país. A los recortes salariales se suma, además, la supresión de medio millón de puestos de trabajo.

Según el sindicalista, en los ayuntamientos, que han seguido la tónica de congelación salarial y eliminación de diferentes complementos y prestaciones que suponían un “salario diferido”, los empleados públicos han sufrido más allí donde se han tenido que acoger a Planes de Estabilidad que han supuesto la disminución y eliminación de servicios públicos o “competencias impropias”.

Asimismo, ha destacado que casi el 50% de los trabajadores públicos cobra menos de 1.000 euros netos al mes, por lo que una de las medidas que reclama esta campaña es que todos los empleados del sector alcancen, al menos, esta cifra.

Desprestigio

Con ese dato, Gómez ha querido desmontar la creencia de que los funcionarios y empleados públicos tienen grandes salarios y, por ello, se les pueden aplicar recortes de manera continuada. Según el secretario comarcal de FSP-UGT, el Gobierno se ha encargado de “desprestigiar” a los funcionarios y su trabajo con un discurso que “cala mucho en la gente, sobretodo, cuando peor lo están pasando”.

Precisamente, acabar con esa idea generalizada es uno de los objetivo de esta campaña que busca, en primer lugar, recuperar el poder adquisitivo de los funcionarios. Por ello, la acción va dirigida, en primer lugar a los afiliados del sindicato, después, a los empleados públicos para que se sumen a las reivindicaciones y, finalmente, a la ciudadanía en general para que sean conscientes de la situación real de los empleados públicos.

La campaña consistirá, principalmente, en acciones de comunicación y publicidad y, más adelante, se concretarán acciones reivindicativas como manifestaciones o concentraciones.

1 Comentario

  1. Si la faena se hubiera hecho cuando tocaba en cada ayuntamiento ó organismo público, NO pasaria lo que ahora.
    Sin dinero hay que sacar la faena adelante.
    Ya sabeis lo que hay que hacer, a quien corresponda se ponga las pilas y todo el trabajo sale “si” ó “si”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here