Les Corts aprueba el dictamen de la comisión que determina que el accidente de Metro fue evitable

Con el único voto en contra de los diputados del grupo del PP, el pleno de Les Corts Valencianes ha aprobado el dictamen de la comisión de investigación que concluyó que el accidente de Metro del 3 de julio de 2006, en el que murieron 43 personas y 47 heridos, era “previsible y evitable”.

pleno corts dictamen metro (1)En la presentación de las conclusiones de la comisión, cuatro de los cinco grupos parlamentarios elaboraron un dictamen conjunto mientras que el PP emitió un voto particular en el que apuntaban que la probabilidad del accidente en esa curva era del 0,00005% por lo que el accidente era “imprevisible”. Además, los populares opinan que pedir responsabilidades diez años después a gente que ya no ocupa cargo público alguno no tiene sentido.

El dictamen que finalmente se ha aprobado con los votos a favor de PSPV, Compromís, Podemos y Ciudadanos concluye que el accidente de 2006 “era previsible y evitable”, que sus causas fueron “múltiples y todas tuvieron su origen en la falta de inversión y mala gestión” de la empresa pública Ferrocarrils de la Generalitat, y que el Gobierno valenciano no llevó a cabo ninguna actuación para esclarecer las causas.

pleno corts dictamen metroTambién cita trece responsables, entre ellos, el ex president de la Generalitat Francisco Camps y el ex conseller Juan Cotino, e incluye varias recomendaciones, como que el Consell elabore una ley de seguridad sobre el transporte ferroviario y cree un organismo independiente de FGV para la seguridad de todos los medios de transporte.

La Asociación de Víctimas del Metro 3 de Julio, que ha asistido a la sesión plenaria en la tribuna de invitados, ha recibido una copia del dictamen aprobado hoy en Les Corts en un acto al que han asistido el president de la Generalitat, Ximo Puig, el de Les Corts, Enric Morera, y diputados de los diferentes grupos políticos.

Puig ha pedido perdón en nombre de la Generalitat “a las personas que subieron a un servicio público y no volvieron a casa nunca más. Solo por eso es exigible el perdón y es decente pedir perdón, y lo que es indecente, después de todo lo que ha pasado, es continuar sin pedir perdón”.

“Todas las acciones conllevan una responsabilidad y, aunque pasen diez años, hay que asumirlas y, si no se asumen, señalarlas”, ha asegurado la presidenta de la AVM3J, Rosa Garrote, tras recibir el dictamen de la comisión.


 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *