Las últimas heladas causan graves daños en la casi totalidad de los cultivos de habas y alcachofas de l’Horta

0
26

La Unió de Llauradors y AVA-ASAJA piden incrementar el número de inspecciones en almacén para evitar que puedan comercializarse los cítricos afectados por las heladas de las últimas horas y evitar así problemas en el posterior desarrollo de la campaña. Los cultivos más afectados por las bajas temperaturas han sido las alcachofas y las habas que en las comarcas del Maestrat, Camp de Túria, L’Horta, Vega Baja y Baix Vinalopó han sufrido daños muy importantes que pueden llegar en algunas zonas al 100%.
La Unió muestra su preocupación ante este episodio puntual, “pero sobre el que se debe ser tajante para evitar la venta de los productos dañados por las heladas para evitar que afecten negativamente a la comercialización de cítricos”.

La Unió recuerda que hay que esperar la evolución de las temperaturas en las próximas jornadas para comprobar el grado de incidencia en los cítricos por las heladas y el viento. No obstante se observa que ha sido un daño generalizado aunque leve, ya que en la mayoría de zonas no superará el 5% de afectación y los mayores daños se detectan en las zonas más bajas. En el caso de las comarcas del Maestrat y Plana Alta hay que destacar, además de las bajas temperaturas, el fuerte viento que sopló el día de Navidad y que provocó la caída o rameado del fruto en un porcentaje aproximado del 15%.

En cuanto a las hortalizas, los cultivos más afectados por este episodio de bajas temperaturas han sido las alcachofas y las habas. Todas las zonas productoras de alcachofa (Maestrat, Camp de Túria, L’Horta, Vega Baja y Baix Vinalopó) han sufrido daños muy importantes que pueden llegar en algunas zonas al 100% de la hortaliza, aunque hay que destacar que la planta no se ha visto afectada y que por tanto en unos diez días la producción se habrá recuperado. Si esta misma situación se hubiera producido en pleno invierno -mes de febrero o marzo, hubiera sido muy preocupante para la alcachofa, pues son los meses de mayor producción.

Por su parte, AVA-ASAJA advierte que la sucesión de he­la­­­das en lo que llevamos de diciembre y sobre todo la fuerte bajada de las tempe­ra­tu­ras re­­­­­­gistrada en zonas del litoral durante la ma­drugada de Navidad y la noche pasada pro­vo­­carán daños importantes, aunque no generalizados, en la co­se­cha de naranjas así co­mo la pérdida casi total de las hor­­­talizas de invierno y de lo poco que quedaba por re­co­lec­tar de caquis.

La organización agra­ria alerta de que los fríos han llegado en un momento es­pecialmente “inoportuno”, justo cuando la campaña ci­trícola empezaba a recuperarse del hun­di­mien­to en las cotizaciones provocado hace se­ma­nas, entre otras cosas, por la mala gestión de muchos comercios, que se pre­ci­pi­ta­ron al remitir partidas aún inma­du­­ras. Por todo ello, el presi­den­te de AVA-ASAJA, Cris­tó­b­al Aguado, hace un lla­­­mamiento a las autoridades pa­ra evitar “a toda costa” que llegue al mer­ca­do fruta da­ña­­da por frío y ad­vier­te que “todo el sector naranjero espa­ñol se juega su credibili­dad”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here