Las familias de Torrent solicitan un 40% más la enseñanza concertada que la pública

0
62

Las familias de Torrent solicitan un 40% más los centros concertados que los públicos de Torrent para matricular por primera vez a sus hijos. Los colegios públicos han ofertado este año 508 plazas para niños de 3 años y han recibido 412 solicitudes, mientras los concertados ofertan 443 plazas y tienen 572 solicitudes.
Así, 129 familias no podrán llevar a sus hijos a los colegios concertados elegidos mientras que la enseñanza pública de Torrent dispone de 98 plazas vacantes.

En total, entre la enseñanza pública y concertada, hay 33 solicitudes más que plazas pero, para ello y a petición del Consejo Escolar Municipal, ya está previsto habilitar un aula más en el colegio público San Juan Bautista por lo que ningún alumno se quedará sin plaza escolar.

Como ejemplo, el colegio concertado Monte Sión tiene 103 solicitudes para 61 plazas al igual que el Santa Teresa, que este año ha tenido 90 solicitudes para matricular a sus hijos cuando su oferta es de 50 plazas. También es el caso del colegio San José y Santa Ana con 73 solicitudes de padres frente 40 plazas ofertadas.

Esta tendencia se repite en todos los colegios concertados como La Purisima, Santo Tomás, Madre Sacramento, Pleyade o El Drac. Sólo un caso, El Vedat, que tiene una línea más este año, aún dispone de 15 vacantes, pues tiene 60 solicitudes frente a 75 plazas ofertadas.

Sin embargo, en la escuela pública todavía hay plazas disponibles para hacer frente a las necesidades de escolarización. Estos centros, donde aún hay plazas disponibles, cubrirán las vacantes con las segundas y terceras opciones de las familias que no han podido matricular a su hijo en el colegio escogido en primer lugar.

Estos centros son San Juan Bautista (13 demandas frente a 25 plazas), Virgen del Rosario (34 demandantes frente a 48 plazas), Lope de Vega (27 demandantes frente a 44 plazas), Juan XIII (20 demandantes frente a 40 plazas) o Federico Maicas (64 demandantes frente a 75 plazas).

El colegio El Molí es el más demandado de la enseñanza pública, ya que han cursado solicitud 57 padres cuando el número de plazas es de 36, y casos similares son los colegios públicos Miguel Hernández (60 demandantes frente a 50 plazas), Antonio Machado (47 demandantes frente a 42 plazas), San Pascual (78 demandantes frente a 73 plazas).

El nuevo colegio público número 10, sin embargo, sólo ha recibido 12 demandantes para cubrir sus 75 plazas, a pesar de que fue una apuesta del Consistorio por la enseñanza pública.

En la misma línea, el Ayuntamiento ha realizado la cesión de terrenos para construir el número 11 y 12, así como la reforma de tres centros de Primaria, el colegio Lope de Vega, La Encarnación y San Pascual. También está ejecutándose la construcción del nuevo instituto de la Marxadella y, en breve, se acometerá la reforma del instituto Tirant lo Blanch.

En total, más de 30 millones de euros es lo que tiene comprometida la Generalitat Valenciana de inversión en la enseñanza pública de la ciudad de Torrent.

De esta manera, el Ayuntamiento quiere ampliar la oferta de plazas en colegio públicos para que ningún niño de la ciudad se quede sin escolarizar y pueda elegir centro. Por ello, se ha ampliado este año la tercera línea del colegio número 10 y, a propuesta del Consejo Escolar el colegio San Juan Bautista, este acogerá una segunda línea para los niños de tres y cuatro años.
“Desde el Ayuntamiento estamos trabajando por la calidad educativa entendida esta como un derecho de todos los ciudadanos a recibir por parte de las administraciones públicas el soporte necesario para desarrollar la actividad educativa”, explica la alcaldesa de Torrent, María José Català.

La apuesta por incrementar la partida de Educación es cada año mayor, según fuentes municipales, pues, como señala la concejal de Educación, Lola Roch, “en materia de ayudas, subvenciones, becas, además de reparación y mantenimiento de los colegios públicos, se destinan cerca de 2, 5 millones de euros”.

Para el Gobierno local, la libertad en la elección de centro es un derecho de los padres y son ellos quienes deben valorar qué colegio y qué educación quieren para sus hijos. Por ello, a la vez que se invierte en educación pública, “también se quiere apostar por la enseñanza concertada como una opción más de las familias”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here