La UDP impulsa el voluntariado de personas mayores para ayudar a otros mayores

0
66

La Unión Democrática de Pensionistas de Puçol se apunta al carro de la solidaridad con el programa Voluntariado de mayores para mayores, donde jubilados y pensionistas realizan la labor de dar compañía a otros mayores que se encuentran solos o precisan de un apoyo social.
Juegan a las cartas o al dominó, charlan sobre la juventud y los tiempos vividos en el pasado, les leen una novela, les cuentan chistes o incluso comentan con ellos las noticias de actualidad. En definitiva, se trata de hacer compañía a las personas mayores que se encuentran en riesgo de aislamiento o soledad, o que por su situación de dependencia no pueden salir de casa.

Esta labor de acompañamiento es desempeñada por quienes más les pueden entender, sus contemporáneos, personas mayores que afortunadamente todavía se sienten jóvenes para ayudar a quienes no han tenido la misma suerte que ellos. Desde la Unión Democrática de Pensionistas de Puçol (UDP) pretenden consolidar este voluntariado de mayores para mayores con nuevas adscripciones. Una iniciativa solidaria que ya cuenta con gran aceptación en el resto de España y que ha sido una prioridad máxima para Agustín Segundo desde que es presidente de la UDP de Puçol.

Para Agustín, “una de mis metas cuando llegué en 2010 era poder formar grupos de voluntarios en la asociación, porque hay mucha gente mayor que no sale de casa y necesita nuestra compañía. Por eso hacemos un llamamiento para que los pensionistas o jubilados de Puçol se animen y ocupen una parte de su tiempo libre en ayudar a sus coetáneos”. Los que ya lo han probado, asegura Agustín, “sienten una satisfacción enorme, pues el cariño es recíproco y no quieren que nos vayamos de sus casas, están deseando que volvamos”.

El presidente de la Unión Democrática de Pensionistas puntualiza que esta tarea no consiste en trabajos domésticos ni sanitarios, “pues no tenemos los medios ni la experiencia”. Se trata más de una cuestión psicológica: “animarles, sacarles una sonrisa pasando un rato agradable, que no se sientan solos y que noten nuestro apoyo”. Un apoyo que también agradecen los familiares, pues pueden aprovechar estos momentos para darse un respiro.

Desde el mes de septiembre existe en Puçol un grupo de ocho voluntarios, todos ellos pensionistas que, por parejas, realizan visitas semanales de una hora de duración aproximadamente. Un total de cuatro grupos que todavía es insuficiente porque, según afirma Agustín “medio centenar de mayores de Puçol necesita de nuestra labor”.

Los mayores que son visitados por los voluntarios suelen ser conocidos o vecinos de los propios miembros de la UDP, lo que hace la labor más fácil, pero este programa de voluntariado está perfectamente organizado con la coordinación provincial de la asociación y con los servicios sociales del Ayuntamiento de Puçol, para contactar con nuevas personas y también llevar un exhaustivo control documental de los participantes del programa, donde, según afirma Agustín “damos parte de lo que hacemos, el tiempo que estamos con ellos, incluso si detectamos alguna anomalía en su situación”.

Además de este programa de visitas por las casas, los miembros de la Unión Democrática de Pensionistas también pueden colaborar con la residencia de la tercera edad de la población, dando acompañamiento a mayores que se encuentran allí atendidos, y siempre en coordinación con la psicóloga del centro. De esta forma, la función social de la UDP se amplía y se complementa con el mismo objetivo: cuidar de nuestros mayores.

Los pensionistas que estén interesados en participar de este voluntariado pueden ponerse en contacto con la directiva de la UDP en el Espai Social dels Majors (CEAM), en la Plaza del País Valencià, los martes de 17 a 20 horas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here