La ola de frío polar no impide a numerosos vecinos de Mislata concentrarse para exigir a la Generalitat una sanidad pública y de calidad

0
41

Ni la ola de frío polar ha impedido que Mislata vuelva a salir a la calle para pedir una sanidad pública y de calidad cuatro meses después de que el Pacto por la Sanidad –colectivo que agrupa a una veintena de entidades sociales, vecinales y políticas del municipio- decidiera suspender las movilizaciones ante la toma de posesión de Luis Rosado como nuevo conseller de Sanidad.

Después de este periodo de tregua en que, según fuentes municipales, “la atención sanitaria en el antiguo Hospital Militar lejos de mejorar y ha ido empeorando paulatinamente, a la ciudadanía no le ha quedado otro remedio que volver a echarse a la calle para exigir a la Generalitat que cumpla su compromiso”

A finales de 2009, el entonces secretario autonómico de Sanidad y ahora conseller se comprometió con el Ayuntamiento y las asociaciones vecinales a poner en marcha una serie de servicios asistenciales para hacer del Hospital Militar el centro de referencia para todos los mislateros, en lugar del Hospital de Manises, de gestión privada. Pero dos años después y según un estudio realizado por el propio Pacto por la Sanidad de Mislata, la Generalitat apenas ha cumplido un 15% de lo que prometió y el Hospital Militar sigue en pleno proceso de desmantelamiento y los vecinos de Mislata cada vez están peor atendidos.

Con este panorama, varios centenares de personas se han concentrado esta tarde en la Plaza de la Constitución, frente al Ayuntamiento, para exigir a la Conselleria que ponga en marcha todos los servicios asistenciales que se comprometió. Entre el millar de mislateros que han salido a la calle estaba, como en anteriores ocasiones, el alcalde Carlos Fernández Bielsa. La máxima autoridad municipal ha acusado al conseller Luis Rosado de “mentir a la ciudadanía de Mislata” y ha denunciado que estos dos años demuestran que “la Generalitat no tiene ninguna intención de hacer del Hospital Militar nuestro hospital de referencia”. Al contrario, denuncia Bielsa: “El único objetivo del PP, desde el principio, ha sido apostar por la sanidad privada. Por eso nos sacaron de la Fe y nos incluyeron en el área de Manises, para obligarnos a ir a un hospital que no queremos y favorecer así a las empresas que lo gestionan ”.

En la concentración de esta tarde, el portavoz del Pacto por la Sanidad de Mislata, Julián Martínez, ha ido detallando cada uno de los 17 compromisos que adquirió la Conselleria y de los cuales, ha asegurado, sólo se han cumplido tres. Y en contra de lo que aseguró la Generalitat, el Hospital Militar sigue sin ofrecer numerosos servicios que resultan imprescindibles para la ciudadanía: Ni TAC, ni ecografías, ni urgencias, ni urgencias pediátricas, ni base de SAMU, ni cirugía ambulatoria, ni camas para la unidad de ingresos, ni laboratorio, ni hospitalización de media y larga estancia ni todas las especializadas, 21, a las que se comprometió la Generalitat.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here