La EMT volverá a dar servicio a Vinalesa a partir del 10 de diciembre

0
41

El Ayuntamiento de Vinalesa ha llegado a un acuerdo con la Empresa Municipal de Transportes de Valencia (EMT) para que esta vuelva a dar servicio a los vecinos del municipio después de que se quedaran sin los autobuses ‘rojos’ cuando la empresa pública suprimió la línea 36. Ahora, la 16 prolongará su recorrido desde Casas de Bárcena hasta el término municipal de Vinalesa.
Esta línea prolongará su recorrido, que actualmente limita en Casas de Bárcena, para, a través de la carretera Vinalesa-Valencia, llegar hasta la rotonda de entrada del municipio de l’Horta donde la EMT ubicará una parada. Será en ese punto donde la línea 16 retomará de nuevo la carretera comarcal hasta llegar a Casas de Bárcena y seguir con su ruta habitual.

Con este ajuste, de algo más de 1, 5 kilómetros más de recorrido por cada viaje, la entidad dice haber ofrecido un producto de servicio adaptado “a las consideraciones y demanda de la población con un coste de 65.000 euros”. De esta forma, la línea 16 pasará a denominarse ‘Pl. l’Ajuntament – Vinalesa’.

La EMT ya trabaja para, en los próximos días, poner a disposición de los usuarios, tanto de Valencia como de Vinalesa, los nuevos horarios de la línea, así como la explicación detallada de esta modificación en todos sus soportes informativos, tras el acuerdo alcanzado y fruto del cual, EMT volverá a prestar servicio público de transporte al municipio de Vinalesa.

El Ayuntamiento de Vinalesa decidió retomar las negociaciones con la empresa de Valencia tras el cambio en la gerencia y la presidencia de la misma y espoleado por el acuerdo alcanzado finalmente con Alboraya y la reapertura de las negociaciones con Mislata aunque estas últimas no llegaron a buen puerto.

Para el alcalde, Julio Martínez, resultaba “injusto” que Vinalesa fuera el único municipio que no hubiera podido negociar con la empresa de transportes y ello a pesar de que era también la única localidad que aportaba una dotación económica, “desde hace veinte años”, a la EMT para cofinanciar el servicio. Sin embargo, los 11.000 euros que pagaba el Ayuntamiento no resultaban suficientes para Valencia que le exigió al Consistorio de l’Horta pagar 110.000 euros anuales.

Ante la imposibilidad de asumir ese coste, Vinalesa tuvo que aceptar un convenio con la AVM y una empresa privada de transportes por el que pasaba a pagar 35.000 euros anuales para disponer de un servicio de autobuses lanzadera que conectaran el municipio con la EMT en Casas de Bárcena y con Metrovalencia en Almàssera y por el que los vecinos debían de pagar el doble por el mismo trayecto además de tener que hacer transbordo.

Ahora, volverán a disponer del servicio de la EMT por un coste final de 65.000 euros aunque las frecuencias de paso serán mayores, se evitará el transbordo y los vecinos pagarán menos por el billete para hacer el mismo recorrido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here