La desaparición de 29 empleos y la renegociación de contratas permiten a Paterna reducir el gasto un 23%

0
76

El pleno del Ayuntamiento de Paterna aprobará, con la mayoría absoluta del PP, los Presupuestos para 2011. Unas cuentas en las que el gasto se ha reducido un 23, 62% (de 67, 3 a 51, 4 millones de euros) gracias, entre otras medidas, a la desaparición de 29 puestos de trabajo, entre amortizaciones, suspensiones y finalizaciones de contratos, y la renegociación de las contratas municipales.
La revisión de los contratos con las empresas suministradoras de servicios al Ayuntamiento y el ajuste en la eficiencia de la prestación de los que son atendidos por la empresa municipal Gespa han permitido reducir el capítulo 2 de gastos un 15%, de 29, 1 a 24, 7 millones de euros. Por su parte, la desaparición de 29 puestos de trabajo en una “excesivamente cargada” administración local ha supuesto una reducción en el capítulo 1 de un 13% pasando de 19, 6 millones en 2010 a los 17 que se han presupuestado para 2011.

Los drásticos recortes de este presupuesto, que cuenta con el informe favorable del interventor, según ha explicado la concejal de Hacienda, Sara Álvaro, se basan en las consignas lanzadas por el departamento de Intervención en años anteriores en los que advertía de que había que reducir drásticamente los gastos e incrementar los ingresos.

Las cuentas de 2011 suponen, además, las primeras del municipio en el que el capítulo de nuevas inversiones no tendrá dotación económica puesto que todas las actuaciones se realizarán desde la nueva empresa mixta que el Consistorio quiere constituir antes de que acabe el año.

El funcionamiento de esta empresa supondrá para el municipio contar con infraestructuras y dotaciones públicas sin que suponga un gasto para el Consistorio ya que su aportación a la mercantil mixta será el suelo y las parcelas donde se realizarán las nuevas infraestructuras cuyas obras sufragará el socio privado. Su inversión la recuperará a través del rendimiento de esas infraestructuras.

Entre otras, está previsto la construcción de guarderías, residencias para la Tercera Edad, centros de día, viviendas protegidas e instalaciones deportivas que serán municipales porque el Ayuntamiento pagará un alquiler a la mercantil. Una fórmula que, según Agustí, es más cómoda para las arcas municipales pues no hay que desembolsar una importante cantidad económica de golpe.

“De este modo se evita supeditar todas las inversiones municipales a la coyuntura económica y a los ingresos derivados de la construcción, como ocurría en el pasado”, explicó el primer edil.

Lorenzo Agustí indicó que los ajustes presupuestarios que se han llevado a lo largo de la legislatura han permitido aligerar la carga de gasto municipal en 23 millones de euros desde el año 2006, último presupuesto aprobado por el anterior equipo de Gobierno. De igual modo la deuda municipal ha descendido en cuatro años desde el 90% al actual 42%, una cifra óptima.

Respecto a los Ingresos, el equipo de gobierno mantendrá su compromiso de congelar la presión fiscal, no incrementando el IBI y continuando con la subvención a los vecinos de Paterna de la Tasa Metropolitana de Tratamiento y Eliminación de Residuos Sólidos Urbanos.

Para el alcalde, en estos cinco ejercicios presupuestarios que ha realizado el actual equipo de Gobierno se ha conseguido cambiar el modelo de gestión municipal por lo que, asegura, “Paterna tiene los deberes hechos de cara a afrontar la salida de la crisis”.

En ese sentido, Agustí advirtió de que “sólo las administraciones públicas o privadas capaces de ajustarse, abordar políticas presupuestarias responsables y acometer cambios estructurales en su modelo de gestión estarán en disposición de salir de la crisis”.

El primer edil recordó que “los cambios estructurales son siempre complicados pero imprescindibles en la actual coyuntura, pese a que hay quien no querrá aceptarlos, caso de los sindicatos, y hay quien no quiere entenderlos, caso de la oposición”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here